Arequipa: más de 30 pacientes infectados reciben terapia física para evitar secuelas de la COVID-19

Doce de los pacientes que reciben esta terapia se encuentran aún internados en la Unidad de Cuidados Intensivos. Con terapia esperan evitar dolores toráxicos o falta de aire en pacientes.

Pacientes en Arequipa reciben terapia para evitar secuelas después de la COVID-19. Foto: Gerencia Regional de Salud.
Pacientes en Arequipa reciben terapia para evitar secuelas después de la COVID-19. Foto: Gerencia Regional de Salud.

En Arequipa, 32 pacientes con coronavirus que se encuentran internados en el Hospital Regional Honorio Delgado COVID-19, reciben atención en el Departamento de Medicina Física y Rehabilitación.

Según informó el jefe del mencionado departamento, doctor Raúl Manchego Medina, 12 de los 32 pacientes que reciben esta terapia física están internados actualmente en la Unidad de Cuidados Intensivos. Otros 15 pacientes que también reciben este tratamiento, salieron hace poco de esa área crítica y permanecen en el área hospitalización. Mientras que los otros 5 pacientes fueron dados de alta, pero aún requieren de esta terapia física para completar su recuperación.

PUEDES VER: Colegio Médico de Arequipa investiga a seis médicos por promocionar el uso de dióxido de cloro

“Se atienden a pacientes post COVID-19 que han sido hospitalizados principalmente en UCI, para que eviten las secuelas de esta enfermedad como son la sensación de falta de aire, dolor toráxico, de espalda y la atrofia muscular. Los ayudamos a que se reincorporen a sus labores cotidianas”, explicó el galeno.

En este departamento laboran 4 tecnólogos médicos, 5 técnicos en rehabilitación y una terapista de lenguaje.

Médico superó el virus

El médico residente Alfredo Aragón Coila, quien contrajo el virus la segunda semana de julio mientras realizaba su trabajo en la Unidad de Shock Trauma, es uno de los pacientes que recibe esta terapia.

Debido al estado grave de salud en el que se encontraba, tuvo que ser ingresado a UCI del Hospital Nacional Carlos Alberto Seguín Escobedo el pasado 21 de julio y donde permaneció internado durante 18 días.

Finalmente, el 13 de agosto fue dado de alta y hace una semana inició sus sesiones de terapia física y rehabilitación en el Hospital Regional.

“Salir de alta es una oportunidad que nos ha dado Dios y esperamos aprovecharla al 100%. Estoy realizando fisioterapia la cual me ha ayudado bastante debido a que cuando salí de alta a las justas podía caminar, me agitaba mucho y tenía una sensación de debilidad muscular, pero con las sesiones de fisioterapia día a día vengo mejorando”, dijo entusiasmado el galeno.