Los Olivos: dueños alquilaban local a otra persona y esta se encuentra no habida

Sociedad LR

larepublica_pe

24 Ago 2020 | 10:16 h
Buscan a cantante y esposo de inquilina. Foto: Jorge Cerdán / La República
Buscan a cantante y esposo de inquilina. Foto: Jorge Cerdán / La República

Según un contrato de arrendamiento, los propietarios del local alquilaban el espacio a una tercera persona identificada como Judith Yolanda Ortega Godoy. PNP continúa en su búsqueda.

El general de la Policía Nacional, Orlando Velasco Mujica, señaló que los dueños de la discoteca donde fallecieron 13 personas alquilaban el local a una mujer identificada como Judith Yolanda Ortega Godoy, quien se encuentra no habida.

Según explicó el miembro de la PNP en Punto Final, la fémina tenía como administradora a Noemí Ruth Bautista Ayala, ya detenida, con quien se encargaba de organizar las fiestas clandestinas en el centro nocturno.

PUEDES VER Alcalde de Los Olivos sobre tragedia en discoteca: “Mi responsabilidad es más emocional o sentimental”

Velasco Mujica también señaló que se viene buscando a Juan Antonio Peña Arias, quien se presentó con su grupo musical el día de la tragedia, y de Job Luque Ayala, esposo de la inquilina.

Según Convoca.pe, el músico se encargaba de realizar promoción a las fiestas clandestinas vía las redes sociales, YouTube y en grupos cerrados o privados de Facebook.

El sábado 22 de agosto, 13 personas fallecieron tras una intervención policial a la discoteca Thomas Restobar, ubicada a unos metros del paradero Tres Postes, en Los Olivos. Del total de las víctimas, 11 dieron positivo a la COVID-19.

Asimismo, 22 personas fueron detenidas. De ese total, 15 tenían el virus, por lo que serán llevados a la Villa Panamericana para que pasen la cuarentena.

Responsabilidad penal de organizadores y dueños del local

Para la abogada penalista Roxana Chipana, existe una responsabilidad compartida, la cual se determinará tras las investigaciones. Según detalló, los principales responsables de lo ocurrido podrían recibir una pena máxima de 35 años de cárcel por el delito de homicidio por dolo eventual.

PUEDES VER Yamamoto sobre tragedia en Los Olivos: “Es un cachetadón para darnos cuenta qué tan mal estamos”

“En principio, los empresarios y dueños de la discoteca porque, por lo que tengo entendido, ni siquiera tenían autorización para funcionar como tal, sino era un restaurante, por lo que no estaba adecuado como tal. Además han organizado esta fiesta clandestina. Podrían ser imputados por el título de homicidio por dolo eventual”, señaló Chipana.

En ese sentido, el general Velasco Mujica dijo a la inquilina que la administradora de la discoteca podría ser denunciadas por homicidio y encubrimiento real, en tanto que al propietario del establecimiento por homicidio culposo.

Newsletter Alerta LR

Suscríbete aquí a la Alerta Web de La República y recibe en tu correo electrónico las noticias de último minuto al instante.