Universitario vs. Binacional - sigue aquí el partido de la Liga 1
Sociedad

Apurímac: Fiscalía investiga a Diresa por presunta compra irregular de artículos sanitarios.

La Dirección Regional de Salud de Apurímac habría adquirido productos sanitarios en un solo día y antes que se decrete el estado de emergencia, a causa del COVID-19.

La Republica
La investigación se inició a partir de la denuncia presentada por un consejero del Gobierno Regional de Apurímac.

Las adquisiciones hechas por la Dirección Regional de Salud de Apurímac (DIRESA), en el marco de la lucha nacional contra el COVID-19, están bajo la lupa de las autoridades. El miércoles último, el Ministerio Público abrió una investigación preliminar contra los funcionarios de dicha institución.

La Fiscalía Especializada en Delitos de Corrupción de Funcionarios de Apurímac estará a cargo de las indagaciones por la presunta compra irregular de mamelucos descartables y artículos sanitarios para evitar el contagio de la pandemia del coronavirus, entre pacientes y personal médico.

La investigación se inició a partir de la denuncia presentada por un consejero del Gobierno Regional de Apurímac, respecto al proceso llamado “Adquisición de dispositivos médicos y productos sanitarios, insumos para prevención de ante posibles casos de COVID-19 para la Dirección Regional de Salud”.

Según la denuncia, la compra de artículos sanitarios se habría implementado en solo un día, es decir, en tiempo récord. De igual forma, se presume que DIRESA habría hecho la adquisición el 13 de marzo pasado, dos días antes que el presidente Martín Vizcarra decrete el estado de emergencia nacional por el COVID-19.

Las mencionadas compras se habría producido sin justificación de urgencia y celeridad, pues habrían existido los bienes requeridos en los almacenes de DIRESA. Así lo establece la denuncia impuesta por un funcionario del Gobierno Regional de Apurímac.

CUESTIONAMIENTOS

Según el Ministerio Público, estas investigaciones se suman a las que han emprendido solo días atrás por la presunta compra irregular de diez ambulancias. Esa vez, también un grupo de consejeros denunció a las autoridades que dichas adquisiciones no habrían cumplido con las especificaciones técnicas de acuerdo con el contrato firmado.