Puno: Mineros de La Rinconada piden que los dejen trabajar a pesar de cuarentena

17 Abr 2020 | 10:44 h
El dirigente expresó que todo el personal que trabajaba en La Rinconada resultó afectado. Foto referencial.

Desde uno de los más grandes centros de minería informal en el Perú, presentarán solicitud al Gobierno nacional. Argumentan que las grandes empresas mineras mineras siguen con sus labores, mientras ellos no tienen como obtener los recursos para subsistir.

Los mineros de los poblados de La Rinconada y Lunar de Oro, situados en el distrito de Ananea, provincia puneña de San Antonio de Putina; desean volver al trabajo. Piden al Gobierno que les permitan retornar a sus labores, pues su actividad se ha visto paralizada a causa del estado de emergencia decretado a consecuencia del COVID-19.

Según un medio local, el presidente de la Central de Cooperativas Mineras de la Rinconada y Lunar de Oro, Paul Apaza Coila comunicó al Ejecutivo su pedido. Alegó que las grandes compañías mineras no se han detenido porque tienen tiene la autorización del Gobierno, por tanto, ellos deberían recibir la misma consideración.

PUEDES VER: Puno: Poblado de Zepita en cuarentena por COVID-19

El dirigente expresó que todo el personal que trabajaba en La Rinconada, como operadores, pallaqueros y cachorreros; resultó afectado y poco a poco se están agotando sus recursos económicos al punto que no tendrán como subsistir y afrontar la cuarentena que durará hasta el 26 de abril.

Ante esta situación, Paul Apaza optó por remitir un documento al Gobierno, pidiendo expresamente el permiso para que retornen a sus labores de extracción en las minas de La Rinconada y Lunar de Oro. Aseguró que de regresar a sus labores adoptarían las medidas de prevención requeridas.

PUEDES VER: Cuarentena: Miles de personas podrán volver a sus regiones de origen

MINERÍA

En el poblado de La Rinconada, trabajan miles de hombres y mujeres que llegan a la zona en busca del preciado oro. Se conoce que al menos 8 mil mineros han paralizado sus actividades desde el 16 de marzo, que entró en vigencia el estado de emergencia nacional la orden de aislamiento social obligatorio.

Desde entonces, varios mineros y sus familias abandonaron este poblado con dirección a la ciudad de Juliaca, provincia de San Román, Puno. A partir de allí, abordaron diferentes vehículos para regresar a sus regiones de origen.

Video Recomendado