Presos del penal de Chiclayo se amotinan por presunto contagio de coronavirus [VIDEO]

Leonardo Muñoz,José Rivas,

¿Ningún cambio? Reos comercializarían droga dentro del penal y tendrían como aliados a algunos agentes del INPE.
¿Ningún cambio? Reos comercializarían droga dentro del penal y tendrían como aliados a algunos agentes del INPE.

Piden que se aplique pruebas de descarte de la enfermedad a internos y trabajadores del INPE.

Actualización 8:45 p. m.

Un reo muerto y un herido grave fue lo que dejó el motín ocurrido la tarde de este viernes en el establecimiento penitenciario de Chiclayo. La víctima mortal fue identificada como Mario Rodríguez Vargas (38) (a) “Chotano”, quien purgaba condena por el delito contra el patrimonio (robo agravado).

Según información preliminar, Rodríguez Vargas habría sido impactado con balas de perdigoneras similares al que usa el personal del INPE. Tras recibir atención médica el interno herido, José Cóndor Acuña, fue estabilizado.

Finalmente, alrededor de las 6:00 p. m. el motín fue controlado con apoyo de la Policía Nacional.

Nota previa

Coronavirus en Perú. La muerte de un reo que tenía síntomas asociados al COVID-19 provocó esta tarde un motín al interior del penal de Chiclayo (ex Picsi).

Los reclusos iniciaron la revuelta alrededor de las 3.35 p. m., con el fin de exigir a las autoridades la aplicación de pruebas rápidas para descartar el coronavirus.

PUEDES VER Lambayeque: muere reo del penal de Chiclayo con aparentes síntomas de coronavirus

Según las primeras informaciones, el motín inició al interior del pabellón "B", pero poco a poco se fue extendiendo hacia el pabellón "A" del establecimiento penitenciario. Uno de los pedidos sería que los internos que tuvieron contacto con el fallecido sean aislados en un ambiente especial para prevenir posibles contagios.

Asímismo, a través de llamadas telefónicas con La República, los internos solicitaron que se destine un lote de pruebas rápidas para el penal, pues existen personas que presentan complicaciones respiratorias y temen que sea a causa del coronavirus.

Los reos aseguran que agentes del Instituto Nacional Penitenciario (INPE) habrían dado positivo para el COVID-19, lo cual habría provocado la expansión del virus al interior del reclusorio. Además, criticaron la falta de mascarillas, artículos de limpieza y que las raciones de comida no hayan mejorado.

Personal del GORE-INPE habría ingresado para reestablecer el orden en los pabellones. Producto del enfrentamiento, varios agentes e internos habrían resultado heridos con balas de goma. Incluso, se esperaba la llegada del Ejército para rodear el perímetro y evitar que los presos se escapen del penal.

La República intentó contactarse con funcionarios del INPE, pero no contestaron nuestras llamadas.