Ayuda. Local comunal donde habitan vecinos de San Pedro.

Afectados por huaico en Tacna son atendidos, pero su futuro es incierto

Las familias damnificadas del distrito Alto de la Alianza reciben alimentos, carpas, atención médica y agua potable.

La República
01 Mar 2020 | 9:54 h

Tacna. Las familias del distrito Alto de la Alianza, que fueron afectadas por el huaico de la quebrada del Diablo el viernes 21, reciben alimentos, carpas, atención médica y agua potable. A pesar de la atención, existe incertidumbre sobre qué ocurrirá con aquellas viviendas ubicadas en la zona de riesgo.

Isabel Saravia Almirón, vecina de la asentamiento humano El Mirador, relató que su familia habita en una de las carpas instaladas por la municipalidad a la salida norte de la ciudad. El Mirador se sitúa en la desembocadura de la quebrada. Fue la zona más afectada, allí alrededor de 26 de sus 50 viviendas quedaron inhabitables.

PUEDES VER: Tacna: limpian las calles de huaicos pero polvo persiste

“Mi casa no fue destruida, pero el polvo en la zona no permite estar allí, por eso de día mis hijos están en las carpas. La contaminación puede afectar su salud”, comentó Saravia.

Al Mirador, le siguen las asociaciones San Pedro y La Florida. En San Pedro, 12 viviendas no son habitables. Las familias de esta última asociación están pernoctando en el local comunal, donde se instalaron camas y se acopia la ayuda humanitaria que reciben de empresas privadas y personas paticulares.

Saravia, además, detalló que cuentan con baños químicos y les entregaron mascarillas. Existen módulos prefabricados para las familias, pero la comuna hasta ahora no halla un lugar en condiciones donde instalarlos.

Video Recomendado

Lazy loaded component