Luto en Catacaos. Muerte de padre e hijo mantiene conmocionados a familiares y amigos de los fallecidos.
Luto en Catacaos. Muerte de padre e hijo mantiene conmocionados a familiares y amigos de los fallecidos.

Piura: padre e hijo mueren tras incendio y explosión de gas

Tragedia. Siniestro se originó por dejar encendido un repelente para zancudos que entró en contacto con una frazada.

La República
04 Feb 2020 | 8:30 h

Un padre de familia y su único hijo murieron carbonizados en el interior de su cuarto, producto de un incendio que se originó por un repelente en forma de espiral que una madre de familia dejó encendido para repeler a los zancudos.

El último domingo desde el mediodía, Jimy Llontop Ramos (25) estuvo departiendo por varias horas con sus amigos y familiares en un evento social que se llevó a cabo a pocos metros de su vivienda, en el caserío de Viduque, perteneciente al distrito de Catacaos, sin imaginar la tragedia que viviría con su hijo en brazos.

Después de varias horas de tomar cerveza, aproximadamente a las 11:30 p.m., el padre de familia se dirigió a su vivienda para descansar junto a su pareja María Yarlequé Valdiviezo (24) y su hijo de dos años. Previo a eso la mujer dejó encendido un espiral contra los zancudos. Pero ese artefacto, colocado a escasos centímetros de la cama de la familia, originó contacto con la frazada que finalmente desató un infierno.

PUEDES VER: Joven estrella su motocicleta con defensa ribereña en Piura

En contados minutos el fuego comenzó a propagarse por toda la vivienda, lo cual generó que dos balones de gas explotaran. Ante ello la mujer muy desesperada trató de despertar a sus seres queridos, pero debido al consumo de bebidas alcohólicas del hombre, este no pudo levantarse a tiempo. Solo atinó a abrazar muy fuerte a su hijo, mientras que el fuego avanzó muy rápido hasta dejarlos atrapados en su habitación.

A pesar de que la mujer salió para pedir ayuda, encontró a sus familiares consumidos por el fuego. “Yo traté de despertar a mi esposo, pero no se levantó. Incluso traté de quitarle a mi hijo, pero él lo abrazó con todas sus fuerzas y murieron juntos. Por varios minutos me aferré a ellos, pero no pudieron levantarse”, comentó entre sollozos la madre de familia.

Cuando toda la vivienda había quedado reducida a cenizas, los bomberos llegaron al lugar de los hechos para sofocar el fuego. Sin embargo, las dos vidas se habían apagado. Hasta el lugar de los hechos se hicieron presentes las autoridades locales para brindar ayuda a los deudos, quienes quedaron abandonados.

Video Recomendado

Lazy loaded component