Corte Suprema absolvió a hombre acusado de violar y embarazar a escolar en Áncash

Sociedad LR

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

01 Dic 2019 | 14:22 h
Tras ser recapturado, hombre reconoció que mantuvo relaciones con menor, pero dijo que fueron consentidas. (Foto: Imagen referencial)
Tras ser recapturado, hombre reconoció que mantuvo relaciones con menor, pero dijo que fueron consentidas. (Foto: Imagen referencial)

Sujeto abuso en más de una ocasión de la víctima y le dijo que no se lo diga a nadie.

Un hombre acusado de violación sexual en agravio de una menor de edad en Áncash fue absuelto meses atrás por la Corte Suprema debido a que los jueces consideraron que la denuncia realizada por la víctima presentaba inconsistencias, pese a las pruebas que incriminaban al acusado.

Según la denuncia formulada en agosto del 2008, cuando la menor tenía penas 14 años de edad, ella regresaba del colegio cuando fue abordada Félix Vicente Mautino Reyes, un sujeto de 38 que también vivía en el distrito de Cascapara, provincia de Yungay.

PUEDES VER Barranca: dictan 9 meses de prisión preventiva para policías acusados de violar a joven

El sujeto le dijo que quería mantener relaciones sexuales, pero ella lo rechazó, por lo que él insistió hasta llevarla a un lugar solitario, donde procedió a besarla, luego a tocarle sus partes íntimas y finalmente la ultrajó.

Antes que se vaya, el abusador le advirtió a la escolar que no diga nada de lo ocurrido. Los abusos sexuales se repitieron al menos cuatros veces en la casa de él hasta que la menor quedó embarazada.

La adolescente realizó la denuncia y el Ministerio Público abrió investigación por delito de violación sexual, pero no con el agravante de ser menor de edad, lo cual se castiga con la cadena perpetua. La Fiscalía explica que la agraviada acababa de cumplir los 14 años, edad límite de acuerdo al Código Penal.

PUEDES VER SJL: PJ libera a sujeto que violó a su hija y cae abusando de escolar en mototaxi [VIDEO]

El fiscal Rubén Jamanca Enríquez, de la Primera Fiscalía Superior de Áncash, contó al diario El Comercio que el acusado declaró por primera vez ante la Policía aduciendo que la denuncia en su contra era una venganza de la madre de la víctima porque no quiso prestarle dinero.

Desde entonces fugó y no lo capturaron sino hasta 10 años después, en marzo del 2018, debido a tiempo después de su huida fue incluido en el Programa de Recompensas del Ministerio de Interior que ofrecía 20 mil soles por información de su paradero.

Luego de su detención, el Ministerio Público le solicitó que se haga la prueba de ADN para corroborar que era el padre del hijo de la víctima, no obstante, él se negó y dijo que lo reconocería como su hijo. Además, aceptó que mantuvo relaciones con la menor, pero dijo que fueron consentidas.

PUEDES VER Destituyen a docente universitario sentenciado por violación sexual contra niña

En el mes de mayo una sala penal de Áncash lo absolvió, el fiscal apeló, pero la Corte Suprema ratificó la decisión de los jueces. “(…) la narración de la menor agraviada no es creíble, al ser ilógico que siendo víctima de violación sexual siga al lado de su agresor manteniendo relaciones sexuales en el cuarto de este”, se puede leer en la resolución judicial obtenida por el citado medio.

Consideran que la escolar entró en contradicciones ya que posteriormente dijo ante la Fiscalía que tuvo intimidad consentida con el sujeto. Asimismo, aseguran que la violencia o amenaza con que fue abusada no fueron debidamente acreditadas y recogen la declaración de la madre de la adolescente, quien dijo la menor le contó a su tía que se había quedado a dormir en la casa del hombre.

Los jueces acusan a la Fiscalía de no ser “diligentes en la recopilación de la prueba de cargo” y de no querer dejar declarar a la menor durante el proceso para aclarar la supuesta inconsistencia de su primera declaración. Desde el Ministerio Público afirman que no lo permitieron porque resultaría revictimizar a la agraviada.

PUEDES VER SJL: padre acusado de violar a su menor hija se suicida frente a su familia [VIDEO]

“Nosotros explicamos que era un delito clandestino y que normalmente los agraviados son los únicos testigos. Hay un acuerdo plenario que dice que para evitar la revictimización no se la puede citar a la menor y que su primera declaración es válida”, sostiene Jamanca.

Video Recomendado