Militares y policías participan en Misa Crismal por Semana Santa

Ernesto Guerrero
h

Encabezados por el ministro de Defensa, José Huertas y los comandantes generales de las Fuerzas Armadas, renovaron su fe en la Basílica la Merced.

Miembros de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional renovaron su fe y vocación de servicio al país, participando con devoción en la tradicional Misa Crismal por Semana Santa oficiada hoy en la Basílica La Merced.

 

A este acto religioso que estuvo a cargo del Monseñor Juan Carlos Vera Plasencia, obispo castrense,  acudió el ministro de Defensa, José Huertas Torres, acompañado por el jefe del Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas, General de Ejército César Astudillo Salcedo.

 

También se hicieron presentes los comandantes generales del Ejército, Jorge Céliz Kuong; de la Marina de Guerra, Fernando Cerdán Ruiz; y de la Fuerza Aérea, Rodolfo García Esquerre. En representación del comandante general de la PNP estuvo el Inspector general de dicha institución, Jorge Pérez. 

 

Al inicio de la Misa Crismal, el ministro Huerta Torres, impuso la Cruz Pectoral a monseñor Vera Plasencia reafirmando la mutua colaboración entre el Estado peruano, la Iglesia Católica y las Fuerzas Armadas.

 

PUEDES VER: Ministerio de Salud impulsa campaña de vacunación gratuita contra la influenza

 

Asimismo, colocó un rosario de madera a la imagen de Nuestra Señora de La Merced, Gran Mariscala y Patrona de las Fuerzas Armadas y Policiales, como signo de lealtad y devoción de las instituciones castrenses a la madre de Cristo.

 

En su homilía, monseñor Vera resaltó la vocación de servicio de los integrantes de las Fuerzas Armadas; así como el sacrificio y responsabilidad que los lleva a los lugares más lejanos de la patria para resguardar nuestro territorio y velar por la gobernabilidad del país.

 

“Nosotros garantizamos el bienestar de la patria y representamos el orden, la moral y la ley. Nos hemos comprometido a defender a la patria con honestidad y espíritu de servicio”, señaló.

 

Durante la celebración eucarística, cerca de 40 capellanes del Ejército, Marina de Guerra, Fuerza Aérea y Policía Nacional renovaron sus promesas sacerdotales a fin de continuar con su labor pastoral y de consejería espiritual en los cuarteles o dependencias militares y policiales desplegadas en todo el país.

 

Seguidamente, el Obispo Castrense consagró el Santo Crisma, el Óleo de los Enfermos y el Óleo de los Catecúmenos que serán llevados a las diversas instalaciones militares, como señal de fortaleza y bendición para los miles de integrantes de las Fuerzas Armadas.