Callao: dictan primera condena por chantaje sexual contra profesor

Maria Chinchay
10 Dec. 2018 | 14:26h

Daniel Arana García quedó prohibido de reingresar al servicio docente o administrativo en instituciones de educación básica o superior

El Primer Despacho de la Primera Fiscalía Provincial Penal Corporativa del Callao logró que se dicte la primera condena por el delito de chantaje sexual en contra de un docente que exigió a una víctima tener relaciones a cambio de eliminar perfiles falsos que creó para perjudicarla.
 
La condena de tres años y seis meses de pena privativa de la libertad suspendida fue obtenida por la fiscal adjunta provincial, Gisela Astocondor Salazar, en contra de Daniel Cristopher Arana García (27).
 
Según demostró el Ministerio Público, el sujeto contactó a la víctima a través de redes sociales en el año 2014. Desde entonces intercambiaron imágenes íntimas de contenido sexual hasta inicios de este año, en que el sujeto le pidió tener relaciones y fue rechazado.
 
Ante ello, Arana García creó perfiles falsos en redes sociales con el nombre y fotografías íntimas que la víctima había mandado con anterioridad, con el propósito de perjudicarla y exigirle tener relaciones o le envíe un video de contenido sexual para eliminar dichos perfiles.

PUEDES VERPadre denuncia acoso sexual en conocido centro comercial de Piura

Tras la denuncia de la víctima, las autoridades capturaron al sujeto en el frontis de una hostal ubicado entre las avenidas Quilca y Faucett del Callao, donde fue citado como parte de un operativo de flagrancia.

Entre los elementos probatorios acreditados en audiencia por el Ministerio Público destacaron la declaración y pericia psicológica forense de la víctima, así como los mensajes extorsivos que el sujeto enviaba a través de Facebook y de Messenger.
 
Daniel Cristopher Arana García también fue inhabilitado para ejercer como profesor, quedando prohibido de ingresar o reingresar al servicio docente o administrativo en instituciones de educación básica o superior, pública o privada. Asimismo, fue prohibido de acercarse a la víctima.