Organizan talleres de salud mental para efectivos policiales en Arequipa

Psicólogo,  Jorge Luis Joven, señala que  más del 80% de policías son hombres y, por el estrés del ambiente en el que trabajan, son más proclives a cometer actos violentos.

Psicólogo,  Jorge Luis Joven, señala que  más del 80% de policías son hombres y, por el estrés del ambiente en el que trabajan, son más proclives a cometer actos violentos.

La clínica psicológica Psicoune implementó el programa denominado “Hombres de miércoles” para capacitar y dar tratamiento a hombres con conductas violentas, muy recurrentes en las sociedades machistas como la arequipeña. 

“Hombres de miércoles” fue creado inicialmente por el Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables (MIMP), que generó gran interés en su presentación.

Hace un mes, fue aprobado para que se ejecute en doce comisarías de la Policía de Arequipa, bajo un convenio con Psicoune que ofrece el programa. A través de charlas y sesiones ofrecidas por la clínica, se concientizará a los efectivos policiales sobre los problemas ocasionados por la violencia, además, se les dará orientación psicológica para prevenir o solucionar algún problema, con el fin de mejorar su desempeño personal y laboral.

En Perú la salud mental aún se encuentra subvalorada, pero a diferencia de años anteriores, la necesidad de asistir al psicólogo es mayor y son cada vez más las instituciones que ofrecen sus servicios especializados a la población.

Según Jorge Luis Joven, psicólogo y jefe institucional de Psicoune, es importante que los policías gocen de una buena salud mental para que puedan brindar un mejor servicio a las personas que acudan a las comisarías en busca de ayuda. Además, señaló que más del 80% de los efectivos policiales son hombres y, por el estrés del ambiente en el que trabajan, son más proclives a cometer actos violentos.

 

El servicio que la clínica ofrece consta de charlas grupales sobre temas de violencia y sesiones de meditación que aplican el mindfulness, técnica de relajación para lograr un profundo estado de conciencia, muy utilizada en países donde la salud mental está más desarrollada.

 

El costo es asequible, cada sesión bajo el convenio del programa cuesta S/25 por persona, a comparación de otros centros privados, donde la consulta vale no menos de S/80. Si el efectivo policial desea obtener una sesión externa, pagará S/50 por esta gracias al convenio que tiene  Psicoune con las municipalidades y comisarías.

Alrededor de ocho sesiones son las que necesita un paciente para obtener un progreso sólido. Sin embargo, la mayoría abandona el tratamiento en la quinta o sexta sesión por el bienestar que siente, recayendo al estado inicial.

Te puede interesar


CONTINÚA
LEYENDO