Defensoría interviene por exposición de colegios a basurales y aguas residuales

La Republica
Jhony Elias

Coordinación. Julio Hidalgo no descarta que escolares sean trasladados a otros espacios. Exhorta a Epsel y comunas de Chiclayo y Leonardo Ortiz solucionar problemática. 

Carlos Vásquez Romero

Chiclayo

Grandes cantidades de basura, desagües colapsados e inundaciones con olores nauseabundos encontró la Defensoría del Pueblo en los alrededores de los colegios Cristo Rey y Mariano Melgar del distrito de José Leonardo Ortiz.

Según la entidad, las instituciones inspeccionadas han sido calificadas en riesgo por la presencia de botaderos informales de basura y la falta de mantenimiento en las redes de alcantarillado.

La responsabilidad en estos casos, según la Defensoría, es de la Municipalidad Distrital de José Leonardo Ortiz y la Entidad Prestadora de Servicios de Saneamiento de Lambayeque (Epsel), a través de una intervención de oficio, pidió a ambas entidades optimizar la recolección de residuos sólidos y mejorar la evacuación de las aguas residuales. 

Ante esta situación el jefe de la Oficina Defensorial de Lambayeque, Julio Hidalgo Reyes, precisó que la Municipalidad Provincial de Chiclayo también fue notificada para mejorar la recolección de basura en el distrito leonardino. 

“Ya existe una coordinación con tres entidades para solucionar la proliferación de desperdicios y el discurrimiento de aguas residuales. Preocupa la exposición de los escolares a un ambiente que puede poner en riesgo su salud”, mencionó. 

Hidalgo advirtió que de persistir el problema de la basura y los desagües, no se descartaría que los escolares sean trasladados a otros ambientes para que no perjudique su salud y no pierdan más horas de clases.

“Esperamos solucionar el recojo de desperdicios y el colapso de desagües para no tomar otras acciones. Se tiene el compromiso de las entidades mencionadas”, afirmó. 

A su turno el gerente de Operaciones de Epsel, Gustavo Castellanos Custodio, informó que efectúan coordinaciones con el consorcio Leonardo Ortiz –contratista que renueva colectores en cinco frentes del distrito– para evitar colapsos que atenten contra la salud pública de los escolares de las instituciones educativas. 

Indicó que los problemas se habían presentado en la calle Alan Bear, donde se renueva el colector principal de 400 milímetros, el cual produjo el discurrimiento de desagües en el Colegio Mariano Melgar.

“Se coordinó la colocación de motobombas para solucionar de manera rápida el inconveniente”, refirió.

Agregó que en este tipo de obras suelen generarse problemas de colapsos, pero es derecho de la población solicitar atención inmediata.