Piura: Sicarios habrían asesinado a dirigente por guerra de cupos

Jhony Elias
27 Ene 2018 | 18:35 h

Hipótesis. La Policía presume que integrantes de sindicatos de construcción civil ordenaron su muerte. Además no se descarta que un exfuncionario de la municipalidad de Castilla tenga responsabilidad.

Grover Lozada. Piura

La guerra de cupos en obras de construcción civil habría sido el móvil del asesinato del dirigente de Fuerza Popular, Sergio Vílchez Girón. Y es que el fallecido tenía a cargo la coordinación de la mano de obra no calificada en la construcción de un colegio en el A.H. Chiclayito.

En este contexto, hace algunos días el occiso finiquitaba el inicio de la obra con un gremio de construcción civil, pero sujetos de otro bando se habrían vengado porque no obtuvieron cupos de trabajo en esa obra.

De acuerdo con información confidencial que brindó a La República un agente de la Oficina Regional de Inteligencia (ORI), se conoció que los integrantes de otro grupo de obreros se habrían enseñado con Vílchez Girón porque no llegaron a ningún acuerdo para iniciar los trabajos.

Ante esta situación, unos desconocidos iniciaron las amenazas contra Vílchez a través de sus redes sociales. Por ello, como un presagio de que su muerte estaba cerca, el viernes por la mañana reunió a sus amigos a los que asesoraba en sus campañas políticas, incluso a la exalcaldesa de Castilla, Violeta Ruesta, para departir de un almuerzo.

Durante esta reunión también contó que un extrabajador de la comuna de Castilla constantemente lo amenazaba de muerte. Pese a que sus compañeros lo exhortaron a denunciar el caso, el fallecido –quien dejó a tres menores en la orfandad– prefirió no dar conocimiento a la Policía.

A QUEMARROPA

La regidora provincial, Kelly Morillas Bogado, postulante a la alcaldía de Piura, así como Emilio Ruesta, aspirante al sillón municipal de Castilla, se despidieron de su asesor de campaña, advirtiéndole que se cuidara mucho por las amenazas recibidas. Sin embargo, horas después estas se concretaron por parte de dos sicarios que llegaron al frontis de su vivienda ubicada en la calle Huayna Cápac 1716, en el A.H. Chiclayito. Aquí lo acribillaron en presencia de sus hermanos, padres e hijos.

Tres tiros en la espalda lo tumbaron al suelo, pero dos más en la nuca acabaron con su vida. Los asesinos escaparon a bordo de un tico, mientras la familia luchaba por salvar  su vida; empero, todo esfuerzo fue en vano, puesto que murió camino al Hospital Cayetano Heredia.

Si bien la Policía maneja el caso bajo total hermetismo, se conoció a través de fuentes extraoficiales que un extrabajador del área de Seguridad Ciudadana del municipio de Castilla sería el autor intelectual del crimen, y habría sido el autor de las amenazas contra el dirigente de Fuerza Popular.

INVESTIGACIÓN

Los agentes del Departamento de Investigación Criminal  hasta el momento no han brindado detalle alguno de las investigaciones. No obstante, en esta dependencia se conoció que se trataría de un ajuste de cuentas.  En ese contexto la hipótesis de la guerra por cupos en obras civiles sería la que más se aproxima a la realidad. 

Intentan acribillar a Kelly Morillas

Luego de que Kelly Morillas hiciera públicas las amenazas contra su amigo Sergio Vílchez, unos delincuentes habrían intentado acribillarla cuando llegaba a su casa luego de visitar a los familiares del fallecido. Pero un vigilante se dio cuenta de las intenciones de los delincuentes y los corrió a balazos.

Tras este incidente, la actual regidora de la municipalidad piurana denunció el hecho ante la División de Investigación Criminal (Divincri), cuya unidad desplegó a varios agentes para dar con la identidad del autor de atentado contra la funcionaria.

Asimismo se conoció que se trataría de los mismos sujetos que acribillaron al dirigente vecinal Sergio Vílchez Girón.

Video Recomendado