Gobierno sancionará a empresas certificadoras por conservas con parásitos de China

La República
20 Nov 2017 | 15:05 h

Investigación. Ministro de la Producción, Pedro Olaechea, afirma que error fue de empresas por no verificar los lotes de latas de conserva de caballa. 

De acuerdo al Ministerio de la Producción (Produce), dos lotes de conservas de pescado en los que se hallaron parásitos (nemátodos anisakis) ya están inmovilizados.

El sábado, el Organismo Nacional de Sanidad Pesquera (Sanipes) lanzó la alerta sobre el producto caballa en salsa de tomate, proveniente de la empresa china Tropical Food Manufacturing (Ningbo).

PUEDES VER: Los peligros del anisakis, parásito hallado en las conservas de caballa

Desde Arequipa, el titular del sector, Pedro Olaechea, indicó que realizan seguimiento exhaustivo y determinarán responsabilidades sobre los organismos que debieron verificar la calidad de las conservas. Eso incluye la revisión de los protocolos y la forma de emitir las certificaciones.

Olaechea explicó que la empresa que otorgó la certificación a este producto fue AQSIQ, la principal certificadora de China. Posteriormente, cuando el producto fue importado al Perú, Certificaciones del Perú (CERPER) se encargó de hacer el control de la importación. "Son procedimientos de comercio internacional (...) Estamos pidiendo los informes y los actuados para ver las responsabilidades del caso", indicó.

La sanción que podría recibir CERPER es una suspensión de sus operaciones por tres meses. No se descartan procesos más severos.  

Olaechea manifestó que paralelamente en el Perú, el Instituto Nacional de la Calidad (Inacal) tiene protocolos para supervisar a estas compañías, que a su vez deberían certificar directamente la muestra del producto dirigido al consumo humano. 

Con lo ocurrido, Produce propuso cambios en la forma de certificar estos productos, como la modificación del tamizaje de las muestras. "La certificadora china es reconocida por ser sumamente seria. Veremos qué cosa y cómo se les escapó la paloma y en este caso exigiremos ciertas garantías en el futuro para tener la tranquilidad de tener control sobre ello", expresó Olaechea.

El ministro se refirió al caso de la compañía peruana G.W. Yichang, que posee las marcas Florida y Compass y que usó los productos de la empresa china Ningbo. Olaechea dijo que la empresa detuvo todo el lote para hacer la revisión del caso. "Eso no es suficiente y queremos estar seguros en todos los casos", sostuvo.

G.W. Yichang informó que el 85% de lo importado estaba destinado a Florida, mientras que el 15% restante era para Compass. Olaechea reiteró que la falla vino en el control de la certificación. 

Video Recomendado