LO ÚLTIMO - gremios mantienen paro de transportistas tras reunión con MTC ESPECIAL LR DATA - Ley de cáncer infantil aún no se ejecuta, faltan especialistas y entrega de subsidios

María Jara y su lucha diaria por la vida y el cannabis medicinal

La Republica

Testimonio. Exautoridad del Transporte venció al cáncer y sigue un tratamiento para evitar que el mal vuelva. En esta nueva etapa cuenta su experiencia con el aceite de marihuana. Médicos aclaran que no cura el mal, pero mitiga el dolor y las náuseas.

María Jara, la gerente de Transporte Urbano de Lima durante la gestión de Susana Villarán, tuvo cáncer de mama hace cuatro años. La enfermedad fue superada gracias a las cuatro operaciones, dieciséis quimioterapias y treinta y dos radioterapias que soportó. Sin embargo, sigue en tratamiento para asegurarse de que el mal no vuelva.

En esta segunda etapa está tomando Tamoxifeno, un medicamento que elimina la producción de hormonas femeninas de su útero y ovarios y ayuda a que el cáncer no se vuelva a activar. Es un tratamiento que debe seguir por cinco años. De ese plazo, ya han pasado tres años y medio tomando la medicina. En todo ese tiempo, María experimentó cansancio, dolores en las articulaciones, se le dañaron la piel y el cabello, pero sobre todo sufrió de depresión.

PUEDES VER Marihuana Medicinal: Realizan marcha este sábado para que se legalice su uso

Todos esos efectos los tuvo cuando estaba trabajando como jefa de la Sutran y como directora general del Ministerio de Transportes. “No entendía por qué mi cuerpo no me dejaba tener voluntad, disposición para hacer cosas, el cuerpo no me daba”. Aun así siguió trabajando doce horas al día, sábados y domingos.

Gracias a la recomendación de una amiga –que también es paciente oncológica– María Jara conoció el aceite del cannabis medicinal. Vio los efectos positivos en su amiga. No estaba demacrada y tenía el cabello lindo y fuerte, pese a las quimioterapias. “Consulté con mi doctor y él me expresó su temor de que el aceite me genere dependencia”.

Su amiga le negó que genere dependencia y María se animó a tomar el aceite de cannabis. Eso fue hace algunos meses. “Esta cosa mágica resultó ser una bendición en mi vida, me permite estar normal, ya no estoy deprimida, no tengo dolores”, asegura mientras sostiene su frasquito de cannabis que adquiere a 115 soles, vía México.

Parte médica

El oncólogo Luis Casanova, presidente de la Sociedad Peruana de Oncología, aclara que el cannabis no cura ningún tipo de cáncer, solo controla los vómitos y náuseas que produce la misma enfermedad o los efectos de las quimioterapias.

La morfina que se utiliza en pacientes con cáncer sirve para aliviar el dolor, pero, según Casanova, el cannabis no alivia el dolor en pacientes oncológicos. “La única indicación que conozco es que el cannabis controla las náuseas, no sé si por la estimulación del sistema nervioso podría dar un confort mayor al paciente”.

Casanova apuntó que es importante evaluar bien a qué pacientes se les puede administrar el aceite de cannabis. “Si yo tengo un paciente en estado terminal no me importa que se haga adicto al cannabis porque se va a morir, pero si tengo un paciente joven, que tiene más chance de curarse, ¿le voy a dar cannabis para que se haga adicto? A menos que se utilice por pocos días y no en forma crónica”.

Para la neuróloga Miriam Velarde, del Instituto Nacional de Ciencias Neurológicas, el aceite de cannabis puede ayudar en males como epilepsias de difícil manejo, esclerosis múltiple, espasmos musculares fuertes, fibromialgia.

La especialista señala que el aceite de cannabis medicinal no debe ser una primera elección, en caso que se vuelva legal en el Perú. “Solo tendría que ser usado cuando la enfermedad no se ha resuelto con la medicación convencional”.

¿Tiende a dañar el funcionamiento cerebral? Según la especialista, no hay estudios científicos a largo plazo todavía para decir que el cannabis dañe el cerebro, pulmón u otro órgano. “Por lo menos deben pasar diez años para ver qué daños puede producir”.

El presidente del Comité de Medicamentos del Colegio Médico del Perú (CMP), Alberto Gayoso, remarca que el cannabis ha demostrado ser muy seguro y que no tiene efectos dañinos sobre órganos, riñón, hígado, corazón, sistema nervioso. “El riesgo del cannabis medicinal es escaso y el beneficio es alto”.

Señala que la limitante en el Perú es que los médicos no pueden recetar la marihuana ni investigarla porque es una sustancia ilegal. Dependerá del Congreso aprobar o no el proyecto de ley que permita legalizar el uso del cannabis para fines medicinales.

Hoy es la gran movilización

  • María Jara hizo un pedido especial al Congreso: que agende y apruebe el proyecto de ley que permite el uso medicinal del cannabis. “Todos tenemos derecho a una vida libre de sufrimiento. El Estado tiene la obligación de brindarnos a todos esa oportunidad de tener calidad de vida; por favor, el apoyo incondicional a esta iniciativa”.
  • Hoy, a las 2:00 p.m., en el Campo de Marte, se realizará la concentración para la marcha que realizarán distintos colectivos para exigir la aprobación en el Congreso.