Debate municipal - ¿A qué hora y dónde ver la contienda entre candidatos?
Sexualidad

Kamasutra: ¿cuáles son las 8 mejores posturas para practicar sexo anal?

¿Quieres innovar en la cama? Aquí te enseñamos las mejores posiciones sexuales para que tengas un sexo anal placentero. ¡Atención! La pose del perrito no sería tan recomendable para tu salud.

En el sexo anal debemos utilizar un lubricante adecuado para tener mayor placer. Foto: Unsplash
En el sexo anal debemos utilizar un lubricante adecuado para tener mayor placer. Foto: Unsplash
La República

¿Cómo vas a saber lo que te gusta si nunca lo has probado? En la vida es bueno experimentar en todos los aspectos. En el caso del sexo anal hay algunas posturas sexuales que nos permiten llegar a un nivel máximo de placer, pero debemos tener cuidado con su práctica, ya que es una zona poco lubricada.

A lo largo de esta nota te mostramos las ocho mejores poses sexuales para innovar con tu pareja a la hora de practicar el sexo anal. No, la pose del perrito no está considerada. Continúa leyendo y averiguarás la razón.

¿Cuáles son las 8 mejores posturas para practicar sexo anal?

1. La cómoda

Esta posición sexual es una de las más recomendadas. Debes tumbarte sobre la cama, guiar a tu pareja y disfrutar. Si quieres un poco más de comodidad, usa una almohada para apoyar tus brazos. También puedes reposar tu cabeza.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

2. El ‘dopplebanger’

En esta postura ambos tendrán la misma posición y se convertirán en uno. Puedes utilizar un vibrador para aumentar el placer. Añade caricias y disfruta.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

3. El profundo

Con esta pose sexual deberás sentarte sobre tu pareja. Tú llevarás el control, así que debes prepararte para un buen ejercicio de piernas. La profundidad que se alcanza es considerable.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

4. El ‘siempre te querré’

Esta posición es un poco más tierna y en complicidad. Ambos de pie, el de atrás abrazando y acariciando las zonas erógenas de la otra persona para elevar el placer. Lo recomendable es que ambos tengan estatura similar para mayor facilidad.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

5. La inmersión

Si practicas esta postura necesitarás mucho lubricante porque la penetración es muy sencilla y, si no tienes la lubricación adecuada, puede llegar a ser muy molesta.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

6. El chill

Esta posición es perfecta para llevar las cosas con calma, sin prisa. Hay mucha cercanía con tu pareja y libertad en las manos para estimular otras zonas.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

7. La ‘cowgirl’

En esta pose sexual una de las partes lleva el control. Si quieres ser tú, debes buscar puntos de apoyo como el pecho de tu pareja o cojines, luego disfruta.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

8. La cucharita

Otra posición tierna y con algo de cursilería. Hay conexión entre la pareja. Si la practicas podrás terminar abrazado de tu acompañante. También puedes usar juguetes sexuales.

Las 5 mejores posturas para practicar sexo anal. Foto: LucyMacaroni/Cosmopolitan

¿Por qué la pose del perrito no es tan recomendada para el sexo anal?

Alrededor del ano hay muchísimas terminaciones nerviosas que pueden ser muy placenteras, si es que estas se estimulan de manera adecuada. La sexóloga Eirelyn Gómez, en una entrevista pasada para La República, señaló que el ano, a diferencia de la vagina, no tiene una propia lubricación; por ende, en cualquier actividad sexual del tipo anal se debe emplear uno.

Coincide Christian Martínez, también sexólogo, quien explica que, normalmente, se piensa que la pose del perrito es la más común para el sexo anal, pero en realidad esta no es la más adecuada.

“Para que haya una correcta penetración anal, el ano debe estar relajado y en posición de perrito los músculos se tensan y cuando está estirado el músculo no se puede dilatar”, dijo el especialista.