Hipoxifilia, la peligrosa práctica sexual que puede provocar la muerte

La República

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

15 Jun 2020 | 21:40 h
Los expertos señalan que, cuando se corta el paso de oxígeno al cerebro, quienes participan de esta práctica sexual experimentan una serie de alucinaciones.  Foto: difusión.
Los expertos señalan que, cuando se corta el paso de oxígeno al cerebro, quienes participan de esta práctica sexual experimentan una serie de alucinaciones. Foto: difusión.

La asfixia erótica es una de las parafilias más arriesgadas que puede tener graves consecuencias.

En junio de 2009, el actor David Carradine fue hallado sin vida en el hotel en Bangkok (Tailandia), con signos de haber practicado la hipoxifilia. Sin embargo, no es el único, se calcula que son cientos de personas—hombres en su mayoría— que fallecen a causa esta parafilia en Estados Unidos y Europa.

Pero, ¿qué es la hipoxifilia? Es una parafilia, cuyo comportamiento sexual atípico consiste en tener placer mediante la reducción o impedimento total de la respiración.

PUEDES VER El sexo no está en cuarentena: siete beneficios de la masturbación

¿Cómo se practica la hipoxifilia?

La hipoxifilia, llamada también asfixiofilia o hipofixiofilia, consiste en cortar la respiración de la pareja tapando la nariz y la boca con bolsas plásticas o máscaras y, además, apretando el cuello con un pañuelo, una cuerda o cinturón. Todo ello se puede llevar a cabo mientras se realiza la masturbación o se practica el BDSM.

Los expertos señalan que, cuando se corta el paso de oxígeno al cerebro, los individuos que participan de esta práctica sexual experimentan una serie de alucinaciones. No obstante, científicos y numerosos estudios han evidenciado el gran riesgo que existe de morir durante el acto o de tener cualquier tipo de parálisis por la falta de aire en el cerebro.

Lazy loaded component

Historia de la hipoxifilia

Puede parecer una práctica sexual nueva, pero no lo es, pues, según diversos documentos, su implementación data de principios del siglo XVII en Asia, luego de las observaciones hechas a reos que eran ejecutados en la horca.

En ese entonces, se encontró que la mayoría presentaba erecciones después de la ejecución, por lo que se comenzó a realizar esta actividad de forma controlada para frenar los problemas de disfunción eréctil y aumentar el orgasmo.

Conoce los riesgos de practicar la asfixia erótica. Foto: difusión.

Video Recomendado

Lazy loaded component