El beso tántrico, una práctica milenaria para lograr el máximo placer

La República
12 Jul. 2019 | 03:12h

El beso tántrico es una forma de explorar la sexualidad en conjunto con la espiritualidad. No es sólo la unión de los labios sino, la conexión total de la pareja hasta lograr la cúspide del placer.

Para ello, primero se debe saber de qué trata esta modalidad de beso, cómo se creó y, por supuesto, cómo darlo. Aquí los pasos que se debe aplicar para ser un experto en dar un beso tántrico.

PUEDES VER ¿Tener sexo perjudica el rendimiento de los futbolistas?

¿Qué es el sexo tántrico?

Muchos relacionan el sexo con el placer o la reproducción de nuestra especie, pero el beso tántrico va más allá. Se trata de una práctica que eleva el placer a un nivel superior por lo que está relacionada con la dimensión espiritual.

La pareja es consciente que el placer está en utilizar todos los sentidos a la vez para explotar al máximo esta experiencia. Desprenderse del apego, dejar atrás los tabúes, la ansiedad y las expectativas para potenciar al máximo todos los sentidos.

¿Cómo se da un beso tántrico?

Para empezar, considera que un beso tántrico empieza al igual que un beso pero luego se transforma en una práctica más consciente.

Las cuatro fases del beso tántrico son las siguientes:

1. Primero, relajar todos los músculos faciales hasta conseguir que la boca esté abierta. Después, cerrar los ojos y comenzar a respirar profundamente.

2. Acercarse a la boca de tu pareja y comenzar a besar suavemente su labio superior.

3. Besa su labio inferior, poniendo todos los sentidos en la acción y disfrutando de las sensaciones.

4. Por último, besar los labios de tu pareja a la vez. Explorarlos y ser consciente de cómo están. Tener presente las respiraciones e intentar realizaras al mismo ritmo. Sincronizarlos en un solo ser.

El tiempo es muy importante para que experimentar este beso y aumentar la energía. Cabe resaltar que es el primer paso antes del sexo.

Como última técnica, se recomienda realizar en la posición Yab-Yum, que consiste en que un miembro de la pareja se siente de piernas cruzadas y el otro se siente sobre ellas, cara a cara, tal y como se muestra en el siguiente video.