Ivermectina para animales, negativo para uso humano

La República

ediciondigital@glr.pe larepublica_pe

23 Jul 2020 | 21:01 h
No existe evidencia científica que compruebe su eficacia contra una infección por el nuevo coronavirus. Foto: Difusión

La ivermectina se ha popularizado como un tratamiento contra la COVID-19, en el cual también se ha incluido su uso veterinario. Sin embargo, especialistas y organismos advierten sobre este empleo.

Si bien no existe evidencia científica que compruebe su eficacia contra una infección por el nuevo coronavirus, diversos médicos y autoridades regionales han aprobado su difusión, y también han incluido las de uso veterinario. La ivermectina es un medicamento popularizado como tratamiento contra la COVID-19.

En algunas regiones del país, autoridades municipales han recomendado el uso de este fármaco para su territorio, incluyendo las de uso veterinario. Sin embargo, especialistas y organismos internacionales advierten los peligros que puede traer el consumo humano de este producto también destinado a animales.

PUEDES VER: ¿Qué es la inmunidad de rebaño o colectiva y qué implicancias tiene en la COVID-19?

Ivermectina veterinaria contra la COVID-19

Steven Solomon, director del Centro de Medicina Veterinaria de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA), ya había advertido —a mediados de abril— que la ivermectina de uso veterinario no debía destinarse como tratamiento para la COVID-19 en humanos, ya que puede causar daños graves en las personas.

No existe evidencia científica que compruebe su eficacia contra una infección por el nuevo coronavirus. Foto: Difusión

Daniel Zárate, médico veterinario especializado en parasitología de la UNALM, explicó a La República que los fármacos de uso veterinario están diseñados para animales; no han sido testeados en humanas porque no tienen ese objetivo; y se manejan en concentraciones elevadas.

“Las indicaciones vienen, por ejemplo, para una vaca de 500 kilos, 800 kilos, uno lo maneja bien para extrapolarlo en ese mundo. Si tú te arriesgas a tomar eso, básicamente te expones a reacciones adversas, a intoxicaciones, a no manejar bien la dosis y puedes afectar tu riñón, tu hígado”, alertó el médico veterinario.

De igual manera, Javier Llamoza, decano del Colegio Químico Farmacéutico, expresó que la concentración en el uso veterinario es mayor que en el consumo para humanos. Además, el especialista comentó que los protocolos establecidos en los medicamentos humanos tienen una mayor rigurosidad y exigencia en su aprobación, diferente a las regularizaciones que existen para las de uso animal.

PUEDES VER: Protectores faciales caseros: las características que deben cumplir para ser seguros

¿Para qué se utiliza la ivermectina?

La ivermectina es un antiparasitario aprobado en su uso para personas como tratamiento de algunos gusanos intestinales. Su administración también está aprobada bajo receta médica para el tratamiento de parásitos externos.

Su uso veterinario está vinculado como antiparasitario para tratar varias especies de animales como rumiantes, caballos, cerdos y animales de compañía. El médico veterinario Daniel Zárate indicó que se utiliza principalmente para controlar parásitos y lombrices intestinales, gusanos hepáticos, piojos, garrapatas y, en algunas ocasiones, pulgas y sarna.

Ivermectina contra la COVID-19

Un estudio, publicado en Antiviral Research, concluyó que la ivermectina inhibía la replicación del SARS-CoV-2 in vitro, es decir, cuando fue analizado en un laboratorio. Sin embargo, su uso no se administró a pacientes o animales. Por ello, la investigación enfatizó en que se debería continuar analizando la administración de la ivermectina para asegurar su eficacia.

Debido al gran uso de este producto, la Organización Panamericana de la Salud (OPS) revisó la evidencia científica en torno al medicamento y concluyó que existe “muy poca certeza de la evidencia y que la evidencia existente es insuficiente para llegar a una conclusión sobre sus beneficios y sus daños”.

PUEDES VER: El dióxido de cloro podría ser mortal en el tratamiento de la COVID-19

Si bien el Ministerio de Salud ha aprobado su uso, a través de la Resolución Ministerial N° 270-2020-MINSA, como tratamiento específico para casos de COVID-19, su empleo debe realizarse bajo la supervisión médica y previo consentimiento informado del paciente. Nunca la de uso veterinario a pacientes humanos.

Para Javier Llamoza, su administración contra el nuevo coronavirus solo está aprobada como uso compasivo, ya que aún el fármaco está en investigación en el desarrollo de la enfermedad. Además, el químico farmacéutico expresó que existen diversos efectos secundarios, vinculados a problemas cardíacos. “No se ha demostrado que la ivermectina cure, aún sigue estando en investigación y debe prescribirse paso a paso”, advirtió.