EN VIVO - Mirtha Vásquez se presenta en el Congreso para el voto de confianza

Chia: propiedades, beneficios y contraindicaciones de la semillas de chia

Los beneficios de la chía tienen un gran impacto en las mujeres. Conoce las propiedades y calorías de la semilla que ayuda a bajar de peso.

Empieza a consumir chía este verano. La chía tiene muchos beneficios, pues contiene diversas propiedades que no solo ayudan a bajar de peso, sino a prevenir enfermedades.

Hay muchas formas de adaptarla a tu dieta. En esta nota te explicaremos para qué es bueno, cuál es su valor nutricional y su cantidad de calorías.

PUEDES VER Este verano disfruta de una ensalada saludable agregándole chía y quinua

¿Qué beneficios tiene la chía?

Las propiedades de la chía garantizan beneficios para la salud de las personas que la consumen. No solo es recomendable probarla para bajar de peso, sino también para prevenir ciertos males.

Los nutricionistas la recomiendan porque es un alimento saludable que evita el estreñimiento.

Está compuesta por fibra, antioxidantes, calcio, omega 3 de origen vegetal, proteínas y ácidos grasos, propiedades que las personas con diabetes necesitan para mantener estable el azúcar en su sangre.

Sin embargo, aseguran que el consumo de la chía no cura a las personas que sufren este mal y que, por lo tanto, los diabéticos que la toman deben seguir cuidándose y evitando los alimentos excesivamente dulces.

Su consumo es bueno para el sistema nervioso central y para muchos órganos vitales.

La chía se convierte en un gel voluminoso y absorbe diez veces su peso cuando se combina con agua, leche, zumo o yogur. Esta condición hace que las personas que la consumen sientan llenura por bastante tiempo.

PUEDES VER Chía: estos son los beneficios para las mujeres que tiene esta semilla

Por ello, también se aconseja comer esta semilla a las personas que quieren bajar de peso.

La chía mantiene hidratada a la persona que lo toma. Los deportistas y las personas que realizan mucho trabajo físico la prefieren por este detalle. Además, asegura la brillantez de la piel y el cabello.

Es preferible que se ingiera antes de correr o entrenar algún deporte.

 

Sus antioxidantes previenen el envejecimiento porque atenúan los efectos de los humos y el estrés.

Algunas personas afirman que la chía no tiene sabor y otras que se parece al de la nuez. Lo que sí es seguro es que la chía genera un frescor en el paladar de quienes la comen.

Calma los dolores en las articulaciones, ayuda a eliminar toxinas, regula la flora intestinal y brinda energía, por sus propiedades. Conócelas a detalle a continuación.

¿Cuáles son las propiedades de la chía?

Una cucharada de chía equivale a un batido de salmón, espinacas y hormonas de crecimiento humano.

Sus propiedades (nutrientes, carbohidratos, aceites y proteínas) hacen que cada cien gramos contenga 543 calorías. Esto quiere decir que no es bueno consumirla varias veces al día porque se podría estar adquiriendo proteínas que el organismo no necesita.

Cada semilla de chía contienen cinco veces el calcio de la leche, una gran cantidad de ácidos grasos omega 3, dos veces la proteína de cualquier otra semilla, 3 veces más antioxidantes que los arándanos. y el doble de fibra que tiene la avena.

Tiene magnesio, manganeso, niacina, cobra, zinc y otros vitaminas.

Contraindicaciones de la chía

Las personas que consumen chía lo hacen principalmente porque quieren bajar de peso y cuidarse de la diabetes, el colesterol alto y el estreñimiento.

PUEDES VER Chía: conoce las maneras de consumirla

Si es que se consume diariamente más de 30 gramos o 3 cucharadas de chía se podrían sentir gases, diarrea o hinchazón en el vientre.

Es necesario que se tome en cuenta esta contraindicación, sobre todo si es que la persona está tomando medicamentos, pues la chía puede alterar sus efectos.

Las personas que sufren de diabetes tampoco pueden consumir mucha chía porque esta puede cambiar el efecto de la insulina.

¿Cómo actúa la chía?

Las personas que decidan empezar a consumir chía deben tener en cuenta que estas deben ser molidas o masticadas.

Se puede lograr esto poniendo la chía en una batidora de vaso.

También, se puede combinar con líquidos, jugos o cereales.