Política

Pedro Castillo: el presidente en crisis tras dejar Perú Libre

Presión. Sin los votos de Perú Libre, el presidente Castillo pierde su principal garantía en el sillón presidencial. Los votos de las otras dos bancadas que lo apoyan no son suficientes para afrontar la acusación constitucional.

¿Un milagro? El presidente Pedro Castillo necesita prácticamente una ayuda divina para sacar adelante su gobierno. Todo está en contra suya. En el Congreso todo va quedando listo contra él. Foto: Antonio Melgarejo/La República
¿Un milagro? El presidente Pedro Castillo necesita prácticamente una ayuda divina para sacar adelante su gobierno. Todo está en contra suya. En el Congreso todo va quedando listo contra él. Foto: Antonio Melgarejo/La República
Alexandra  Ampuero

La soledad de Castillo aumenta. Los congresistas de Perú Libre han deslindado públicamente del Gobierno, luego de la renuncia del presidente al partido. Ya no le deben nada. De ahora en adelante, según los expertos, el apoyo de los congresistas del lápiz dependerá de los ofrecimientos del presidente.

Se queda sin partido ni bancada que, oficialmente, lo respalde. Sin embargo, aún cuenta con el apoyo de las bancadas de Perú Democrático y del Partido Magisterial. El congresista Carlos Zeballos, de Perú Democrático, opina que la renuncia del presidente al partido del lápiz fue la mejor decisión.

“Para mí, lo mejor que ha podido pasarle al presidente Castillo es que se vaya de Perú Libre, que se aleje de Vladimir Cerrón”. Por su lado, el congresista Edgar Tello, de la bancada Magisterial, asegura que el apoyo de su grupo de congresistas es “incondicional” para el presidente. “La bancada del bloque magisterial estará apoyando incondicionalmente. Hay maestros que han caminado con él y son parte de la bancada que lo respalda en su gestión”, dijo.

Sin los votos de Perú Libre, el presidente Castillo pierde su principal garantía en el sillón presidencial

No es suficiente

Pero este apoyo no es suficiente. Entre ambas bancadas suman apenas 17 votos. El presidente está en dificultades. Así lo sugiere el experto en gestión de crisis Ricardo Sifuentes. “La permanencia de Castillo se pone en duda al perder todos estos votos que se unirían a los de la oposición en una potencial vacancia”, afirma.

“Esto ya se ha visto reflejado en la votación para la censura de algunos ministros. Y esto no va a hacer más que agravarse. Su sustentabilidad en el poder está totalmente dañado”, opina.

Zeballos desliza que el apoyo de Perú Democrático podría caerse si se prueba que está implicado en casos de corrupción. “Nuestro apoyo es a la gobernabilidad, no al gobierno. Lo que queremos es que las cosas se sigan dando. Mientras tanto, que el Poder Judicial haga su trabajo. Al primer indicio, tenemos que vacar. Si no, que continúe”, declaró a este diario.

“Hace tiempo que lo quieren sacar, pero no hay pruebas. Nosotros solo cambiaríamos de opinión (respecto a la vacancia) si es que se muestran pruebas. Si el Congreso lo vaca hoy, al día siguiente este se va a volver un país insostenible”, reflexiona.

Y respecto a la destitución, opina: “Creo que los congresistas que nunca hemos apoyado la vacancia vamos a saber identificar si es momento o no”.

La presidencia de Pedro Castillo se encuentra en estado de suma fragilidad. Foto: Congreso

Para él, la posibilidad de que el partido de Vladimir Cerrón torne sus votos a la oposición también es alta. “Han buscado tanto la vacancia que si tienen la oportunidad presentan una tercera. Y de repente tengan éxito porque Perú Libre se ha sumado, ahora los vemos vinculados al fujimorismo. Hay arbitrariedades que quiere hacer la derecha confabulada con Perú Libre”.

Así la situación, Castillo pisa la cuerda floja de la destitución. No tiene un escudo suficientemente fuerte para afrontar una acusación de tal calibre. La última carta que le queda es ofrecer puestos en el gobierno con tal de tener la protección de los votos en el Congreso.

Más solo que nunca

“Es muy difícil que a partir de ahora una fuerza política lo apoye, lo cual lo deja muy vulnerable”, comenta Ricardo Sifuentes, experto en manejo de crisis.

“Se va quedando solo, inclusive más solo que Vizcarra. Al igual que Castillo, Vizcarra no tenía partido, solo contaba con su gabinete. Sin embargo, él tenía un garante muy importante: la enorme aprobación de la opinión pública, algo que Castillo no tiene”.

“Entonces Castillo tiene una soledad muy grande. Más allá de un pequeño porcentaje de aprobación que tampoco se va a movilizar si lo vacan. Es el presidente más solo de los últimos tiempos”.

Perú Libre puede ser oposición del presidente Pedro Castillo tal como sucedió en el voto de confianza de Mirtha Vásquez. Foto: Fabrizio Oviedo

Reacciones

Edgar Tello, congresista Perú Libre

“La bancada del bloque magisterial estará apoyando incondicionalmente. Hay maestros que han caminado con él y son parte de la bancada que lo respalda en su gestión”.

Carlos Zeballos, congresista Perú Democrático

“Nuestro apoyo es a la gobernabilidad, no al gobierno. Lo que queremos es que las cosas se sigan dando. Mientras tanto, que el PJ haga su trabajo. Al primer indicio, tenemos que vacar. Si no, que continúe”.

Ricardo Sifuentes, gestor de crisis

“Estamos en una crisis importante para el Gobierno. No sé si terminal, pero sí importante. Y no cuenta con la garantía de la opinión pública. Castillo es el presidente más solo de los últimos tiempos”.