FERIADO 29 DE JUNIO - ¿Trabajadores del sector privado descansarán en esta fecha? EN VIVO - Ciclón Tropical en Venezuela: tormenta arribará en horas de la madrugada

Apurímac: no se instaló mesa de diálogo en Las Bambas

Conflicto. Dirigentes de comunidades insistieron en exigir que se levante estado de emergencia para recién conversar.

Ruptura. Se pensaba que comunidades iban a negociar con minera y PCM, pero no fue así. Foto: difusión
Ruptura. Se pensaba que comunidades iban a negociar con minera y PCM, pero no fue así. Foto: difusión
Zaida  Tecsi

La comisión de alto nivel presidida por el viceministro de Gobernanza Territorial de la Presidencia del Consejo de Ministros (PCM), Jesús Quispe Arones, no pudo instalar la mesa de diálogo para solucionar el conflicto social en torno a la minera Las Bambas, en Apurímac. Las comunidades de Fuerabamba, Huancuire, Chila, Choaquere, Chuicuni y Pumamarca exigieron que antes se levante el estado de emergencia pero como no hubo respuesta, abandonaron la mesa de diálogo y se retiraron sin firmar el acta de reunión entre las comunidades, no sin antes cuestionar la ausencia del premier Aníbal Torres.

La reunión se inició al mediodía en la cancha sintética de la comunidad de Pumamarca, en el distrito de Tambobamba, capital de la provincia de Cotabambas. Luego de poco más de tres horas, el encuentro concluyó, sin resultados.

Sin actividad. Las operaciones en la minera MMG Las Bambas están paralizadas hace más de dos semanas. Foto: difusión

“Nuestra posición por decisión de la comunidad es que no se puede dialogar en estado de emergencia. Es una burla del gobierno que nos condicionen a que levantemos las medidas de fuerza y ellos no levantan el estado de emergencia. Si no se anula esa medida, no habrá diálogo. Ni siquiera el premier estuvo acá”, sostuvo Edison Vargas, presidente de la comunidad de Fuerabamba.

PUEDES VER: Gobernador de Apurímac increpó a Pedro Castillo por ausencia de Aníbal Torres

El presidente comunal indicó, además, que esperarán otra comunicación del gobierno, siempre y cuando cesen las medidas restrictivas, mientras tanto, la minera MMG Las Bambas “no debe operar, pues ello sería una provocación”.

En tanto, los representantes del Ejecutivo plantearon la suscripción de un acta en la que las comunidades y la minera “se comprometan a desistir de su protesta para iniciar el diálogo en un clima de paz social”. El documento sería elevado a la sesión del Consejo de Ministros de hoy para su consideración, pero las comunidades no firmaron y optaron por retirarse tras expresar su posición.

Este primer acercamiento entre el gobierno y las comunidades se dio a dos semanas del violento desalojo de los comuneros de Fuerabamba de propiedad de Las Bambas, en el sector Takiruta. Los enfrentamientos entre comuneros y policías son frecuentes en la zona, mientras las operaciones de Las Bambas siguen paralizadas.

PUEDES VER: Las Bambas: comunidad de Huancuire que invadió yacimiento minero recibió S/ 194 millones

Piden reinicio

Los representantes de MMG Las Bambas también participaron de la cita a través de su gerente general de Operaciones, Marco Santos, y el gerente de Asuntos Corporativos Regionales, Edwin Amoretti, quienes aseguraron que la minera y su personal son víctimas de actos de hostilidad a diario por parte de las comunidades. Pidieron que se permita el reinicio de las operaciones paralizadas desde el 20 de abril, al informar que actualmente el acceso y salida de la mina está bloqueado.

Pese a los intentos de desalojo, la comunidad de Huancuire permanece en propiedad de la minera, en el segundo tajo Chalcobabamba.

Trabajadores piden reunión con Castillo

Para el secretario del Sindicato de Trabajadores de Las Bambas, Erick Ramos, los comuneros cometen el delito de extorsión al condicionar el diálogo e invadir su propiedad. “Tienen claro su objetivo, están entrenados por sus asesores. Reclaman algo que ya está zanjado”, cuestionó.

PUEDES VER: Las Bambas: radio local en Apurímac sufrió atentado con explosivo, aparentemente, por comuneros

Dijo que están a la espera de una reunión con el presidente Pedro Castillo para exigir que se imponga el orden. “El gobierno no está dando la importancia a este conflicto”, agregó.