MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
Qatar 2022 - ¿Qué selecciones juegan este domingo 27 de noviembre?
PARO DE TRANSPORTISTAS EN VIVO - Gremios dan tregua y se reunirán con Ejecutivo el lunes 28
Política

Acción Popular propone incorporar requisito de idoneidad para altos cargos ministeriales

Según el congresista Wilson Soto Palacios, autor del proyecto de ley, la motivación principal sería evitar que se nombren personas no aptas para las labores requeridas en el ejercicio de la función pública.

Congresista Wilson Soto Palacios fue el autor de la iniciativa que propone elevar los requisitos para cargos ministeriales. Foto: difusión
Congresista Wilson Soto Palacios fue el autor de la iniciativa que propone elevar los requisitos para cargos ministeriales. Foto: difusión
Política LR

Por iniciativa del congresista Wilson Soto Palacios, la bancada de Acción Popular presentó un proyecto de ley, en el cual se propone la incorporación de un nuevo requisito de idoneidad para ser nombrado en altos cargos ministeriales, como el de Primer Ministro, ministro o viceministro. En este sentido, se pretendería modificar el artículo 124 de la Constitución de 1993, que regula los aspectos esenciales con respecto a este tipo de puestos.

Es así que, de acuerdo a lo propuesto en la iniciativa legislativa 1518/2021 - CR, el texto del citado artículo se reestructuraría de la siguiente manera: “Para ser Presidente del Consejo de Ministros, Ministro de Estado, o Viceministros se requiere ser peruano de nacimiento, ciudadano en ejercicio, haber cumplido veinticinco años de edad y tener idoneidad manifiesta para el ejercicio de la función pública. Los miembros de las Fuerzas Armadas y de la Policía Nacional pueden ser ministros”.

Según dio a conocer el congresista Soto Palacios en su exposición de motivos, la principal razón por la que se plantea esta iniciativa está relacionada a antecedentes de nombramientos inadecuados en puestos clave del Consejo de Ministros. De acuerdo al parlamentario acciopopulista, en los diferentes gobiernos, los que ocuparon el Poder Ejecutivo designaron en los cargos de presidente del Consejo de Ministros y ministros de Estado a “ciudadanos que no cumplían eficientemente su labor”.

“Actualmente lo hacen sobre la capacidad, calidad, conducta moral o idoneidad de los Ministros de Estado y ello conllevó a que el actual gobierno en 8 meses ha cambiado 50 ministros aproximadamente, lo que detiene el desarrollo del país en perjuicio de todos y principalmente los más pobres quienes no pueden superar sus condiciones de pobreza y extrema pobreza”, se puede leer en una parte del proyecto de ley.

Del mismo modo, el documento enfatiza que las funciones de los ministros establecidas en la ley solo se pueden concretar con la presencia de funcionarios capaces e idóneos.

“Idoneidad que se puede desprender de una interpretación sistemática de la Constitución, pero que al no encontrarse expresamente señalada lleva a debate, a lo que se le pondría fin con la aprobación de la iniciativa”, señala.

Finalmente, enfatiza que contar con funcionarios “idóneos, íntegros y altamente capacitados” posibilitaría la materialización de las políticas públicas, beneficiaría a la sociedad -principalmente en el cierre de brechas- y con ello se trataría de alcanzar el bienestar general.

Ministros cuestionados

El último gabinete compuesto por el gobierno de Pedro Castillo el 19 de febrero ha tenido serios cuestionamientos con respecto a su idoneidad por parte de varios sectores de la política nacional. Y es que varios de los actuales integrantes del Consejo de Ministros encabezado por Aníbal Torres han sido señalados de tener cercanías con Vladimir Cerrón, además de tener denuncias o investigaciones fiscales en curso.

Uno de los casos más sonados ha sido el de Hernán Condori, actual ministro de Salud, quien actualmente enfrenta una posible moción de censura en su contra por parte del Congreso. Entre los motivos dados por los parlamentarios para la remoción del titular del Minsa se encuentran sus nexos con Vladimir Cerrón, así como la promoción de prácticas médicas irregulares.