VACUNAFEST - Todos lo que debes saber sobre la sétima jornada de inmunización a rezagados y jóvenes de 18 años AHORA - Detienen a gobernador de Arequipa, Elmer Cáceres Llica, por integrar presunta organización criminal

Buscan limitar al Gobierno luego de la confianza al gabinete

Desde el Congreso. Hay cuatro proyectos para restringir la cuestión de confianza, instrumento del Gobierno para enfrentar al Parlamento cuando obstruya. Temor a ser disueltos, que pesó para que Bellido sobreviva, motiva iniciativas.

Alerta. Iniciativas legales sobre la cuestión de confianza serían prioridad para el Parlamento. Foto: difusión
Alerta. Iniciativas legales sobre la cuestión de confianza serían prioridad para el Parlamento. Foto: difusión
David Pereda

El temor a una disolución del Congreso pesó en el reciente voto de confianza al gabinete ministerial, en que sobrevivieron Guido Bellido y su equipo, y hace que varios parlamentarios busquen limitar al Gobierno en el uso de una herramienta que le da la Constitución para enfrentar a un Parlamento cuando obstruya: la cuestión de confianza.

Como se sabe, este instrumento es un pedido al Congreso para respaldar una postura del Ejecutivo. Si el Legislativo niega dos de estas peticiones, puede ser disuelto por el jefe del Estado conforme con la Constitución.

En este Parlamento ya hay al menos cuatro proyectos para limitar esa herramienta del Ejecutivo. Sus autores son José Luna, de Podemos Perú; Luis Aragón, de Acción Popular; Héctor Acuña y Lady Camones, de Alianza para el Progreso (APP); y Luis Cordero, de Fuerza Popular. Sus iniciativas están en la Comisión de Constitución, que preside la legisladora Patricia Juárez, del grupo fujimorista.

Guido Bellido juró como primer ministro el último 29 de julio. Foto: Antonio Melgarejo/La República

Luna, Aragón, Acuña y Camones votaron a favor de darle la confianza al equipo que encabeza Bellido el último viernes 27.

Sus iniciativas, además, tienen respaldo de otros congresistas de sus bancadas que también apoyaron dar esa confianza.

El proyecto de Luna plantea que el Gobierno no pueda usar la cuestión de confianza “sobre procedimientos y funciones de competencia exclusiva del Congreso (...), sobre iniciativas legislativas que no pueda observar, ni sobre propuestas de referéndum” y que la aprobación o rechazo del Parlamento sea declarada luego de votación.

La iniciativa de Aragón apunta a que el rechazo o aprobación de la cuestión de confianza tenga efecto legal solo cuando el Congreso notifique al Ejecutivo.

La propuesta de Acuña y Camones también busca lo mismo.

El proyecto de Cordero (FP) intenta prohibir la cuestión de confianza para “actos de control político a ministros que se encuentren procesados o investigados por actos terroristas, vinculados a movimientos terroristas o por actos de corrupción”.

Este documento se presentó el martes 25, un día antes de que Bellido pida la confianza para el gabinete y cuando ya Renovación Popular había anunciado que buscará interpelar a ministros cuestionados, algunos por sospechas de lazos con el terrorismo. Fuerza Popular apoya esta iniciativa, según Jorge Montoya, vocero de Renovación.

Acciopopulistas. Un sector vio desde el inicio un intento para acercar posible disolución. Foto: Antonio Melgarejo/La República

Cuestionado e investido

Además del temor a una disolución, otro factor para que sobreviva Bellido, pese a los cuestionamientos, fue el riesgo de los congresistas de ser percibidos como obstruccionistas, sobre todo en sus regiones.

Acción Popular y Alianza para el Progreso (APP) terminaron inclinando la balanza a favor de la confianza. Sin embargo, ahora en ambas bancadas algunos no descartan respaldar los pedidos para interpelar ministros que ya alista el bloque duro.

En Acción Popular, un sector se inclinó pronto por votar por la confianza porque consideraban que el Gobierno buscaba que el Congreso la niegue para acercar una futura disolución.

La propia presidenta del Legislativo, la acciopopulista María del Carmen Alva, habría manifestado en esa posición.

“Me dijo que aprobarían lo que les presenten y que luego verían ministro por ministro”, dice una fuente afín al Gobierno.

Que la mayoría en la bancada acciopopulista no sea de Lima pesó también. En las regiones, el Gobierno tiene mejor percepción que en la capital.

En APP, su líder, César Acuña, alega que apoyaron para tener estabilidad. “APP ha tomado esa decisión porque no queremos inestabilidad. En una situación así, el gran perdedor es el pueblo”, dijo en Piura el último sábado. “Creo que el presidente Castillo ha escuchado a la gente y sabe a qué ministros tiene que cambiar en el tiempo”, añadió.

Mientras, su hermano, Héctor Acuña, impulsa la limitación de la cuestión de confianza.

Estrategia. APP dice que apoyó por la estabilidad. Foto: Antonio Melgarejo/La República

Bellido ratifica uso de cuestión de confianza

El primer ministro, Guido Bellido, ratificó que usaría la cuestión de confianza para enfrentar intentos del Congreso de censurar ministros. “Nos obligarían a ello, no porque nosotros queremos. Nos obligarían a pedir la cuestión de confianza uno, dos o tres veces... porque para eso está elaborada la Constitución. La Constitución está para dar cumplimiento, no está de adorno. Si la Constitución dice que cuando hay un entorpecimiento... una actitud obstruccionista, entonces pides la confianza, si continúan, pides la confianza, si continúan, ya el país tomará decisiones”, dijo en Chumbivilcas, adonde llegó por el conflicto minero de la zona.

El Congreso le otorgó el voto de confianza al gabinete Bellido el último 27 de agosto. Foto: PCM

Newsletter Política LR

Suscríbete aquí al boletín Política La República y recibe a diario en tu correo electrónico las noticias más destacadas de los temas que marcan la agenda nacional.