Cuellos Blancos: fiscal confirmó reunión con Vizcarra cuando era presidente

Precisa que el encuentro fue para solicitarle seguridad por el riesgo que corría el caso tras el nombramiento de Pedro Chávarry como titular del Ministerio Público.

Rocío Sánchez se mantiene a cargo de las investigaciones de Los Cuellos Blancos, pero con Sandra Castro como coordinadora y de relación con otros fiscales. Foto: composición/La República
Rocío Sánchez se mantiene a cargo de las investigaciones de Los Cuellos Blancos, pero con Sandra Castro como coordinadora y de relación con otros fiscales. Foto: composición/La República
Política LR

La fiscal Sandra Castro confirmó que junto a su colega Rocío Sánchez se reunió con Martín Vizcarra en el 2018, cuando él era presidente de la República para solicitarle protección en el avance del caso Los Cuellos Blancos del Puerto.

La ahora coordinadora del primer nivel de este equipo especial de fiscales mencionó que ella gestionó el encuentro en julio de 2018 ante el riesgo que las investigaciones corrían luego de que Pedro Chávarry jurara como titular del Ministerio Público.

El equipo de fiscales lideraba la carpeta fiscal que descubrió la red de corrupción en el sistema judicial tras interceptar las llamadas telefónicas de los involucrados, y por lo que se revelaron los audios de la vergüenza, más conocidos como los CNM Audios.

Rocío Sánchez y Sandra Castro integraban el equipo que descubrió a Los Cuellos Blancos del Puerto. Foto: La República

“Ya llegó el momento de contar la verdad”

Estas declaraciones se da luego de que Rocío Sánchez dijera en la mañana de este lunes 22 de febrero, en RPP, que Sandra Castro tenía vínculos con Martín Vizcarra y que también estaría vinculada con Antonio Camayo, uno de los presuntos miembros de la organización criminal que investiga.

La ahora coordinadora del caso Cuellos Blancos le respondió en esa noche por el mismo canal, comentando su versión del encuentro de ambas con el entonces mandatario. “Ya llegó el momento de contar la verdad de cómo sucedieron estas cosas”, dijo.

La integrante del Ministerio Público contextualiza los hechos y reitera que Pedro Chávarry, quien había jurado recientemente como nuevo fiscal de la Nación, estaba directamente vinculado con los investigados, por lo que el caso corría grave riesgo, e incluso las vidas de quienes llevaban las indagaciones.

Ante esta situación, menciona que Rocío Sánchez le pidió que concrete un encuentro con el entonces jefe de Estado porque él tenía su departamento en el mismo condominio que ella.

“Cuando ya teníamos como fiscal de la Nación a Pedro Chávarry, recuerdo muy bien que fue un domingo, los audios ya habían salido. Recibo una llamada de la fiscal del caso Cuellos Blancos (Rocío Sánchez), me llamó afligida, preocupada. (...) Ella me pide buscar una reunión con Vizcarra. (...) Le solicito que me brinde una reunión con mi equipo para hacerle conocimiento de los riesgos que teníamos en esos momentos, me concede esa reunión en su casa”, declaró en el canal.

Castro menciona que en la reunión también participó un efectivo policial que apoyaba el caso fiscal, del que prefirió no dar su nombre. Menciona que fue Rocío Sánchez Saavedra quien comienza a comentarle al presidente los temores que tenían y que necesitaban un apoyo que les brinde seguridad para continuar con sus funciones.

Martín Vizcarra en el 2018 aseguraba dar su respaldo a la lucha contra la corrupción que había emprendido el Ministerio Público por el caso Los Cuellos Blancos del Puerto.

“Inicia a expresarle sus necesidades al presidente Vizcarra y de las preocupaciones que en ese momento sentíamos como desprotegidas porque teníamos a Chávarry como fiscal de la Nación y la mafia era grande. Necesitábamos ese apoyo del presidente”, menciona.

Luego de esa reunión, Martín Vizcarra dio un mensaje a la nación en el que informa su respaldo a la lucha contra la corrupción que había iniciado el Ministerio Público. Según la fiscal, no solicitaron otro tipo de apoyo ni el entonces mandatario les pidió algo a cambio.

“Ahí tuvimos mucho apoyo de las personas. Realmente nuestras vidas estaban en peligro. Hubiéramos corrido el mismo riesgo del Equipo Lava Jato. (...) Chávarry no logró su objetivo con nosotras, tal vez, porque el pueblo nos apoyaba”, mencionó Castro y agregó que solo era la coordinadora de equipo, y no la encargada de la investigación.

Castro sobre Vizcarra: “Yo no fui amiga ni de él ni de su familia”

La fiscal coordinadora reiteró que no tiene ni tuvo una relación de amistad con Martín Vizcarra, sino que lo conocía porque eran vecinos del mismo condominio. Agrega que fue una sola reunión informal, pero que estuvieron los principales miembros del equipo especial.

No tengo amistad con el señor Vizcarra ni con su familia. No tengo su número. (...) Yo no fui amiga ni de él ni de su familia, nos conocemos porque vivimos en el mismo condominio”, manifestó.

Según el peritaje de la Fiscalía, esta fotografía de Martín Vizcarra y Antonio Camayo en el Hotel Country Club sí es real. El expresidente negaba en reiteradas ocasiones haberse reunido con el investigado en el caso Los Cuellos Blancos. Foto: Correo

Respecto a la relación que pudo tener Martín Vizcarra y Antonio Camayo, Castro menciona que ya se conocía el audio en el que el investigado por los Cuellos Blancos se refería al presidente, pero que este lo había negado inmediatamente. Resaltó que ese tema no se trató en la reunión que tuvieron.

Ya había salido los audios. Sí sabíamos todo. En ningún momento se habló tampoco de ello, se solicitó la ayuda de protección, de seguridad para seguir avanzando con el caso”, enfatizó.

La fiscal finalizó pidiendo que el fiscal Pablo Sánchez y las autoridades tomen decisiones sobre las acciones de la fiscal Rocío Sánchez, quien ahora no está a cargo del liderazgo del grupo, pero que continúa declarando en su contra. “Solicito realmente que ya se tome decisiones en esto, no se puede continuar así”, resaltó.

Rocío Sánchez y Sandra Castro son separados del caso Los Cuellos Blancos

Rocío Sánchez y Sandra Castro Ministerio Público

Zoraida Ávalos, fiscal de la Nación, decidió remover del caso Los Cuellos Blancos a las fiscales Sandra Castro y Rocío Sánchez, luego de conocerse una reunión con Martín Vizcarra en el 2018.

Sin embargo, aseguró que el caso tiene pruebas sólidas y no puede ser desbaratado por lo ocurrido.

“De alguna manera se presta a conjeturas, pero no olvidemos que esos audios no fueron inventados, esas colaboraciones eficaces no son inventadas. Merece una investigación y que las fiscales salgan del equipo”, declaró a RPP.

Asimismo, expresó que dicha reunión entre las fiscales y el exmandatario debe ser sometida a indagación a fin de esclarecer lo ocurrido. Aseguró no tener conocimiento de lo sucedido.

Newsletter Política LR

Suscríbete aquí al boletín Política La República y recibe a diario en tu correo electrónico las noticias más destacadas de los temas que marcan la agenda nacional.