Puno: Walter Aduviri en manos del Jurado Nacional de Elecciones

Determinación. Hay dos ciudadanos que piden desafuero definitivo del aún gobernador de Puno por tener sentencia consentida. Consejo Regional, en primera instancia, debe decidir si lo vaca o no. La decisión final corresponde al máximo ente electoral.

Aduviri abandonó el penal de Yanamayo el último 11 de diciembre.
Aduviri abandonó el penal de Yanamayo el último 11 de diciembre.
Liubomir Fernández

El suspendido Walter Aduviri Calisaya quiere volver al Gobierno Regional de Puno. Sin embargo, esa decisión está en manos del Jurado Nacional de Elecciones (JNE). Dependerá de esta instancia electoral si continúa o no su mandato. Después de haber salido de prisión, la situación del exdirigente aimara es complicada. La Corte Suprema, varió su prisión efectiva de seis años a cuatro años de pena efectiva suspendida. Si el organismo electoral falla en su contra argumentando que tiene una sentencia firme y consentida, Aduviri debe despedirse de sus pretensiones de volver al poder.

Elegido en primera vuelta con el 48 %, Walter Aduviri solo estuvo en el cargo siete meses. En agosto de 2019 fue sentenciado a seis años de cárcel como coautor no ejecutivo por los hechos de violencia de 2011.

El aún gobernador de Puno, sin embargo, aún no puede asumir funciones. Mientras estaba en prisión el JNE suspendió su credencial y habilitó en el cargo al vicegobernador Agustín Luque. Restituirlo depende del Consejo Regional. Aún no hay fecha para que los consejeros lo reponga en sus funciones. No obstante, si o si afrontará un proceso de vacancia, que de prosperar podría dejarlo oficialmente fuera del cargo.

Aduviri, ha dicho quiere retomar su puesto porque quiere hacer realidad su plan Collasuyo, el cual, según él, fue dejado de lado por Luque.

¿Con una sentencia de cuatro de pena de libertad suspendida, puede ser vacado? Para unos especialistas, sí. Pero para otros, no. Hay dos pedidos de vacancia, presentados al Jurado Nacional de Elecciones. Empero, este organismo ha señalado que las vacancias y suspensiones deben ser vistas, en primera instancia, por gobiernos regionales y locales. Luego el Jurado confirma o desestima esa decisión.

Según la Ley Orgánica de Gobierno Regionales, en el artículo 30, inciso 3, precisa, que la vacancia procede por “condena consentida o ejecutoriada por delito doloso con pena privativa de la libertad”.

Según el abogado Leonel Rivera, la suerte final de Aduviri, es la vacancia a corto o largo plazo.

Alegó que su condición actual es de un “sentenciado a pena privativa de libertad con carácter suspendida”.

El exdecano del colegio de abogados, Fredy Saúl Vilca Monteagudo, también se pronunció en el mismo sentido. “Sí le corresponde la vacancia porque tiene una sentencia firme en última instancia. Eso dice su sentencia. Ahora, más bien, sí hay que respetarle su derecho al debido proceso. Esto sí o sí termina en vacancia”, insistió.

No obstante, el abogado Julio Nina, indicó que la última palabra la tendrá el JNE. Indicó que el caso tiene que ser interpretado porque, según él, la pena privativa de la libertad, debe entenderse como la determinación que le prohíbe su libertad en última instancia, para no ejercer su derecho de elección popular.

Fredy Saúl Vilca, sin embargo, recomendó leer las diversas jurisprudencias para entender mejor el caso.

“El Jurado ya se ha pronunciado por casos parecidos y ha optado por la vacancia”, reiteró.

Qué dice la jurisprudencia

En el caso Expediente N° JNE.2019001197, sobre la vacancia de Pedro Wanger Cari Rodríguez, consejero del Consejo Regional de Madre de Dios, ha determinado que la vacancia por delito doloso con pena privativa de libertad, debe ser de carácter objetivo. Es decir, basta que diga sentencia para vacar a una autoridad. Es irrelevante que diga que es suspendida.

Walter Aduviri asegura que la norma no puede ser interpretada en su contra. “Se exige pena privativa de la libertad. La ley tiene que ser reflejo de mi condición. Y ahora estoy libre. No estoy privado de mi libertad”, dijo.