Ledesma: Congreso puede plantear reforma sobre vacancia por incapacidad moral

Política LR

ediciondigital@glr.pe Politica_LR

19 Nov 2020 | 19:04 h
Ledesma es presidenta del TC desde el 2020. Foto: La República
Ledesma es presidenta del TC desde el 2020. Foto: La República

Presidenta del Tribunal Constitucional señaló que el Parlamento puede promover un cambio en la Constitución para definir qué se entiende por “permanente incapacidad moral”.

Marianella Ledesma, titular del TC, sostuvo que, tras la improcedencia de la demanda competencial que interpuso el Ejecutivo por la vacancia presidencial del último mes de setiembre, el Congreso puede emprender una reforma constitucional sobre el tema.

En conferencia de prensa, la magistrada explicó que el Parlamento puede definir qué se entiende por “permanente incapacidad moral”, un término que no está claro en la Constitución Política del Perú.

El tribunal ha perdido la posibilidad de haber dejado sellada esta interpretación constitucional. Ya en el año 2003, los miembros del TC de ese entonces hicieron algo por analizar este proceso de vacancia. Una de las preocupaciones que nos legaron era sobre la votación. Hoy, en el año 2020, este nuevo pleno del TC tuvo la oportunidad de decir algo más en relación al proceso y, de manera concreta, a esta causal. Pero hay una mayoría que ha decidido guardar silencio”, declaró Ledesma este jueves 19 de noviembre.

La abogada opinó que tanto la población como los congresistas se quedarán con el enigma de saber si fue correcto haber usado esa causal para destituir al expresidente Martín Vizcarra. “Es la duda que la historia tendrá que responder porque lamentablemente el tribunal no ha sellado una posición”, dijo.

Lazy loaded component

Dos formas de interpretación

Ledesma comentó que el Legislativo, si emprende una reforma constitucional, tendría dos maneras de interpretar la vacancia presidencial por “permanente incapacidad moral”.

La primera es si esta causal está vinculada a problemas de salud mental y la segunda si se refiere a conductas que no se ajustan a los parámetros éticos y generan un reproche social hacia un alto funcionario.

“¿Debemos asumir que un mandatario con trastornos mentales ya no esté en la posibilidad de gobernar un país? ¿O debemos asumir que es un tema de reproche social a una conducta permanente que se contradice con los valores que una sociedad quiere personificar en el presidente de la República?”, se preguntó la presidenta del Tribunal Constitucional.

En ese sentido, lamentó que los actuales magistrados del TC, por mayoría, no hayan sellado el tema y mostró su confianza en que a futuro este dilema legal llegue a resolverse.

Newsletter Política LR

Suscríbete aquí al boletín Política La República y recibe a diario en tu correo electrónico las noticias más destacadas de los temas que marcan la agenda nacional.