Congreso se expone a una medida cautelar ante el TC por vacancia contra Vizcarra, según juristas

Diego Quispe

diego.quispe@glr.pe DiegoQuispeSanc

21 Oct 2020 | 20:27 h
Vizcarra es investigado de manera preliminar por presuntos cobros ilegales por parte del consorcio Obrainsa-Astaldi y de la empresa ICCGSA.
Vizcarra es investigado de manera preliminar por presuntos cobros ilegales por parte del consorcio Obrainsa-Astaldi y de la empresa ICCGSA.

Los abogados Omar Cairo y Luciano López explicaron que, en esta oportunidad, el Ejecutivo tiene mayores argumentos para solicitar al Tribunal Constitucional que la moción de censura contra el presidente Martín Vizcarra se paralice hasta que se defina la figura de la incapacidad moral permanente.

Otra vez la vacancia presidencial es materia de discusión en los Pasos Perdidos del Congreso. Y la disyuntiva también podría llegar de nuevo al Tribunal Constitucional (TC), si es que el Ejecutivo se lo propone. Y de acuerdo a los juristas consultados por La República, esta vez habría mayores argumentos a favor.

En setiembre, durante el primer proceso de vacancia presidencial por el caso Richard Swing, el Gobierno interpuso una demanda competencial y una medida cautelar ante el TC con la finalidad de salvar la gestión de Martín Vizcarra.

El tribunal admitió a trámite el conflicto competencial, pero desestimó la cautelar. La presidenta del TC, Marianella Ledesma, alegó entonces que no había peligro para el mandatario, pues, en vista de los trascendidos, el pleno del Congreso no contaba con los 87 votos necesarios para destituirlo.

Pero en esta oportunidad, con el segundo pedido de vacancia, promovido por los aliados de Unión por el Perú (UPP) y Podemos Perú, el desenlace es incierto.

A eso se suma, que dicha moción viene siendo discutida mientras el TC tiene en sus manos un conflicto competencial que definirá cuándo se debe realmente aplicar la figura de la incapacidad moral permanente para censurar a un Jefe de Estado.

Por eso, según los constitucionalistas Omar Cairo y Luciano López, el Gobierno podría presentar nuevamente una demanda competencial y una medida cautelar ante el tribunal.

“Siendo las circunstancias distintas, esta vez el TC podría ordenar la suspensión (del proceso). La vez pasada el tribunal aceptó que era muy poco probable que la vacancia se aprobara, pero en esta ocasión sí exista una probabilidad”, refirió Cairo.

“El trámite de vacancia abrirá la puerta para que el Ejecutivo presente una nueva medida cautelar, porque esto está de conocimiento en el TC. Distinto fuera si el TC no ha abierto ningún proceso competencial, pero ya hay uno abierto. Me parece que el Congreso se expone a una cautelar”, sostuvo López.

Para Luciano López, si bien los hechos que se imputan al presidente Vizcarra son graves, esta proceso de vacancia es distinto al anterior: exista una judicialización.

“El TC en la resolución de admisión de la demanda competencial ha dejado claro que se va a abocar a los contornos de la incapacidad moral. Como ha abierto proceso, lo que podría hacer el Ejecutivo es intentar un nuevo pedido de cautelar. Si el TC decide admitirlo, porque al final termina siendo la misma cuestión en discusión, terminaría acumulando (las demandas) y tendría que pronunciarse”, explicó.

“El TC ha decidido que se va a pronunciar para esclarecer cuando corresponde una vacancia por incapacidad moral. Ese procedimiento está pendiente”, recordó Cairo.

Y es cierto.

El 30 de setiembre, el tribunal notificó al Congreso sobre el proceso competencial. El plazo para que el Legislativo conteste vence el 11 de noviembre, precisó el abogado de esta institución Anibal Quiroga.

Fuentes parlamentarias adelantaron que el procurador del Parlamento responderá la notificación “al filo del plazo”. Para esa fecha, sin embargo, en el peor de los escenarios políticos, la vacancia podría estar concretada.

Mientras que fuentes del TC explicaron que así el Parlamento no responda en el plazo establecido igual se puede fijar fecha de vista de causa.

Este jueves, la Junta de Portavoces discutirá incluir en el debate del pleno la admisión a trámite de la moción de vacancia.

Tres bancadas están a favor: UPP, Podemos y cinco congresistas del Frente Amplio.

El Partido Morado y Somos Perú están en contra.

Las demás agrupaciones - APP, Acción Popular, Frepap y Fuerza Popular - aún no se pronuncian.

Para vacar a Vizcarra, el Congreso necesita 87 votos. Será en la sesión del Hemiciclo donde las bancadas pongan sus cartas sobre la mesa.