En 2020 se realizarían las primeras elecciones primarias en la historia de Perú. Foto: Composición: Fabrizio Oviedo / La República.

Elecciones primarias abiertas: ¿fortalecen o no a los partidos políticos?

Algunos congresistas se muestran en contra de que la ciudadanía participe en elecciones primarias en los partidos. Expertos opinan sobre esta controversia de la reforma política.

Rossdela Heredia
24 Feb 2020 | 18:25 h

En julio de 2019 se aprobaron 6 proyectos de la reforma política en el disuelto Congreso. Uno de ellos fue la Ley de Organizaciones Políticas (Ley 30988), que busca promover mayor participación de la ciudadanía.

Esta nueva disposición incluye la celebración de elecciones primarias abiertas, simultáneas y obligatorias, un proceso que se realizaría por primera vez en Perú en 2020.

PUEDES VER Las reformas políticas versus las prioridades de agenda social

Pese a que ciertos virtuales congresistas electos se han mostrado en contra de ello, la población apoya las elecciones primarias abiertas. Así lo demuestra la última encuesta urbano-rural del Instituto de Estudios Peruanos (IEP).

Los resultados señalan que el 68% de los encuestados se mostró de acuerdo con que “las organizaciones políticas seleccionen a sus candidatos mediante elecciones abiertas, simultáneas y obligatorias donde participen afiliados y no afiliados”. La cifra de febrero superó la de junio del año pasado, que era de 62%.

Entonces, ¿por qué las elecciones primarias abiertas causan tanta controversia en algunos parlamentarios? Expertos en temas electorales conversaron con La República sobre el tema.

PUEDES VER Fiscal Pérez sobre investigación de la JNJ a Chávarry y Gálvez: “Es una acertada decisión” [VIDEO]

¿Qué son las elecciones primarias?

De acuerdo a la Ley 30998, Las elecciones primarias determinarán los candidatos y su número en la lista de la agrupación política por la que postulen al Congreso.

Estas se desarrollarán conforme al calendario electoral fijado por el Jurado Nacional de Elecciones (JNE). Asimismo, establece que la elección de los candidatos de los partidos políticos será a través de elecciones primarias, abiertas y obligatorias, con el voto de militantes y la ciudadanía en general.

Para continuar con su participación en el proceso electoral, el partido político debe obtener al menos el 1,5% de los votos válidamente emitidos en las elecciones primarias.

Sin embargo, la ley aprobada en julio de 2019 incluye una disposición complementaria transitoria: por única vez, los partidos políticos ya constituidos podrán elegir a sus candidatos para el 2021 en elecciones internas cerradas y con sus militantes.

PUEDES VER Las reformas políticas versus las prioridades de agenda social

Por otra parte, los candidatos que postulen en las elecciones primarias deberían estar afiliados a esa organización política al menos seis meses antes de los comicios.

Esta disposición no estaba contemplada en el proyecto original, elaborado por la Comisión de Alto Nivel para la Reforma Política.

“Fue incorporada a último momento. En realidad tergiversaba, desnaturalizaba de la manera más negativa el cuerpo y sentido de la ley”, comenta a La República Fernando Tuesta Soldevilla, expresidente de este grupo de trabajo.

Oposición a las elecciones primarias abiertas

En las últimas semanas, virtuales congresistas electos de la bancadas Acción Popular, Unión por el Perú y Fuerza Popular han mostrado su desacuerdo con las elecciones primarias abiertas. Uno de ellos es Manuel Merino de Lama, quien podría ser el nuevo presidente del Congreso.

El parlamentario de Acción Popular, en entrevista con La República, sostuvo que las elecciones primarias “funcionan en Estados Unidos”, pero que en Perú, antes, “hay que fortalecer a los partidos”.

“En el Perú las primarias abiertas en un mismo día ponen en peligro la institucionalidad de los partidos”, declaró.

A propósito de estas palabras, Fernando Tuesta responde:

“En ninguna parte del mundo [donde se ha aplicado], las elecciones primarias debilitan a los partidos. No hay un solo ejemplo de ello”, señaló a La República.

“Si se da el tiempo de leer en conjunto todo el proyecto, cuál es la lógica detrás de él y todas las acciones entrelazadas que hay entre los proyectos de la reforma política, se dará cuenta de que se trata justamente de fortalecer todos partidos, no solamente uno”, agregó el politólogo de la PUCP.

PUEDES VER Guillermo Aliaga: “En Somos Perú tenemos predisposición para dar el voto de confianza”

Un militante, un voto

En contraste, el abogado Julio César Castiglioni, experto en temas electorales, concuerda con la idea del virtual parlamentario Manuel Merino de Lama.

En diálogo con La República, Castiglioni señaló que lo ideal sería un proceso de elecciones primarias cerradas, es decir que solo se realice entre los militantes de los partidos políticos.

Ello sería una alternativa que fortalecería a las agrupaciones, señala el letrado.

“Si un militante equivale a un voto, obligará a que los partidos puedan afianzarse teniendo más afiliados”, señala para La República.

El futuro de las elecciones primarias abiertas es incierto. Con la instalación del nuevo Congreso se espera que hayan nuevos avances en torno a la reforma política. En cuanto a la Ley 30998, Tuesta califica como error si se llega a cambiar: “No podemos modificar una ley que ni siquiera se ha aplicado. Lamentablemente sería un paso para la contrarreforma”.