Nuevos socios en el club

“Varias de las bancadas probablemente no están preparadas para el éxito que han tenido. No porque no lo esperaran, sino porque no sabía, ni saben, exactamente qué peso tendrán en el hemiciclo”

Mirko Lauer
28 Ene 2020 | 2:45 h

Muy poca sorpresa o mucha, según quiera verse, en el conteo por partidos. Quizás la buena fortuna del Frepap y la gente de Antauro Humala, y que FP haya perdido ese tercer puesto. Lo demás ya estaba escrito. Aún no conocemos candidatos ganadores, un dato tan o más importante que el partidario. Pero el orden de llegada que ya conocemos sin duda dice cosas, y merece comentario.

Nadie tiene curules suficientes como para mandar en este Congreso, por lo cual toda iniciativa legislativa que aspire a imponerse estará sujeta a alianzas, no sabemos si duraderas o circunstanciales. Enorme diferencia con la fantasía de poder total de FP a partir del 2016. Tendremos algo así como un Congreso cooperativo, cuya mejor versión sería un Congreso dialogante.

En verdad ninguno de los recién llegados da la impresión de tener un programa expresado en proyectos. Más bien parece que las iniciativas venidas del Ejecutivo serán un importante punto de referencia. El otro será la capacidad de las cúpulas partidarias de conducir a sus respectivas bancadas en un trabajo conjunto. Esto último un factor clave para el 2021.

Varias de las bancadas probablemente no están preparadas para el éxito que han tenido. No porque no lo esperaran, sino porque no sabía, ni saben, exactamente qué peso tendrán en el hemiciclo. Sabemos que el liderazgo en el Congreso no es exclusivamente un asunto de número de votos. Bancadas pequeñas han logrado mucho fuerte, y otras grandes se la han pasado de comparsa.

El principal desafío va a ser para los parlamentarios, en grupo o individualmente, que llegan percibidos como contrapeso de las limitaciones y los defectos del anterior Congreso. Encarnan una importante promesa cívica, pero no son en sí mismos una mayoría. Aislarlos y desacreditarlos serán persistentes objetivos de rivales en pos de espacios propios.

A diferencia de la campaña electoral, la marcha de este Congreso se va a definir por temas. Todavía demorará, hasta después de la formación de comisiones, descubrir cuál tema corresponde a qué partido. Muchos debutantes tienen que descubrir qué se puede hacer desde el Congreso, y desde su curul y su bancada, y qué no. Por un tiempo será la hora de los más experimentados.

Lazy loaded component