Credicorp debe informar sobre 17 transferencias por US$ 3,65 millones a Romero

La SMV demanda a Credicorp que explique si la donación de 3,65 millones de dólares  fue una iniciativa individual de Dionisio Romero.

Viaje al origen. Superintendencia del Mercado de Valores (SMV) demanda a entidad financiera que conglomera al Banco de Crédito, Prima AFP y Pacífico Seguros, entre otros, documentación sobre el origen del dinero donado secretamente a Keiko Fujimori y si tuvo autorización del directorio para hacer el millonario desembolso en 2011.

Lupe Muñoz
07 Dic 2019 | 3:19 h

Entre el 3 de noviembre del 2010 y el 23 de mayo del 2011, la compañía Credicorp, con sede en Bahamas, consumó 17 transferencias por un total de 3 millones 650 mil dólares a Dionisio Romero Paoletti. El dinero, según confesó el banquero, se lo entregó en maletas a Keiko Fujimori para financiar su campaña presidencial en 2011.

En su declaración ante el Equipo Especial Lava Jato, el último 18 de noviembre, Romero arguyó que donó la plata para evitar que el candidato “chavista” Ollanta Humala ganara las elecciones. Era la primera vez que hablaba de la entrega clandestina de dinero para Keiko Fujimori, por lo que la Superintendencia del Mercado de Valores (SMV), bajo cuyo régimen se encuentra Credicorp, le ha dado un plazo de 4 días para que explique y documente cómo decidió la entidad aportar dichos fondos, en qué circunstancias, bajo qué autorizaciones, y particularmente, cuál es el origen de ese dinero que Romero regaló al partido fujimorista y que jamás declaró ante la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE).

PUEDES VER Testimonio completo de Salaverry revela nexos de Keiko con Hinostroza y Chávarry

Credicorp, inscrito en el Registro Público de del Mercado de Valores y en el registro de Valores de la Bolsa de Valores de Lima, debió comunicar oportunamente como hecho de importancia las 17 transferencias de dinero al presidente de Credicorp, Dionisio Romero Paoletti.

En su declaración ante el Equipo Especial, Romero expresó que “era responsabilidad de Credicorp, como empresa líder del país, apoyar la alternativa política (Fuerza 2011, de Keiko Fujimori) que, según las encuestas, tenía las mayores posibilidades de enfrentar la amenaza de que el Perú sufriese el mismo destino que Venezuela. (...) Ante este riesgo y situación excepcional de riesgo para las empresas que lidero y la economía de nuestro país, inclusive para la democracia, es que decidimos en Credicorp (...) usar las herramientas a nuestro alcance para hacerle frente a esta amenaza bajo la prerrogativa que tengo como presidente del directorio y primer ejecutivo de Credicorp, y en coordinación con el gerente general, Walter Bayly Llona, decidimos apoyar al partido (Fuerza 2011) que según las encuestas le podía ganar la elección al partido (Gana Perú), financiado por Venezuela”.

PUEDES VER Fiscal Pérez denunció a miembro del TC Carlos Ramos tras revelar identidad de testigo

La SMV demanda a Credicorp que explique si la donación de 3,65 millones de dólares fue una iniciativa individual de Dionisio Romero, si las autoridades de la entidad fueron consultadas o recibió la aprobación del directorio y si los clientes fueron informados.

En carta dirigida al gerente general de Credicorp, la SMV exige al gerente general Walter Bayly, teniendo en cuenta que Dionisio Romero es dueño de aproximadamente del 15% y que la entidad tiene alrededor de 5 mil accionistas minoritarios, y puesto que la donación de 3,65 millones de dólares implicaba “un beneficio de interés social”; el organismo fiscalizador reclama los informes técnicos y legales en los que se basaron los ejecutivos para aprobar el donativo a Keiko Fujimori en efectivo y en maletas.

PUEDES VER Keiko Fujimori: Incorporan a Fuerza Popular en investigación por caso Odebrecht

Poderoso caballero

Precisamente, el hecho de proporcionar el aporte, con el evidente propósito de que el dinero no circulara en el sistema bancario y financiero, es uno de los puntos cruciales de la exigencia de las autoridades de la SMV. Si el donativo era legal, ¿por qué no haber usado el sistema bancario? "Se requiere copia de la documentación o los informes que contienen los fundamentos o razones del propio señor Dionisio Romero, como presidente del directorio, que sustentaron su decisión de entregar los aportes (para la campaña presidencial 2011) en efectivo y de manera directa y personal a los representantes de Fuerza 2011, la cual necesariamente debe incluir la evaluación realizada sobre el riesgo reputacional de Credicorp en relación con dichos aportes, considerando para ello el monto de los mismos, que iban a ser realizados en efectivo y dentro de maletines", precisa la SMV.

PUEDES VER Montenegro: El 72 % desaprueba libertad de Keiko Fujimori por obstaculizar la justicia

En su declaración al Equipo Especial, Romero aseguró que prefirió suministrar los fondos en efectivo por el contexto político de riesgo: “El aporte fue hecho en efectivo y la razón de esto fue para evitar posibles represalias que pudieran haber habido si el candidato de corte chavista llegaba al poder”. Como se sabe, Humala ganó las elecciones y su gestión no fue una amenaza para Credicorp, un holding que incluye al Banco de Crédito del Perú, Grupo Pacífico Seguros, Mibanco y Prima AFP, entre otros.

Ante las dudas sobre el tránsito de los 3,65 millones de dólares, la SMV reclama "la relación de todas las personas que participaron en los desembolsos desde el origen hasta la entrega al señor Romero; los documentos en los que conste la aprobación de la Gerencia General de Credicorp de cada uno de los desembolsos para ser entregados al señor Romero; precisar cada entrega de dinero: fecha, monto, quiénes la realizaron, modalidad de entrega, lugar de entrega, entre otros; y comprobantes que acrediten que el señor Romero entregó cada desembolso a los representantes de Fuerza 2011 y la evidencia de que se les dejaba constancia de que cada desembolso era por cuenta de Credicorp".

PUEDES VER Keiko Fujimori coordinaba con Hinostroza y Chávarry, confirma Salaverry

Según lo detallado por Dionisio Romero ante los fiscales del Equipo Especial se efectuaron 17 transferencias de dinero para acopiar los 3,65 millones de dólares, los que entregó en 6 o 7 ocasiones a Keiko Fujimori o sus representantes. “Todos los dineros salieron de la cuenta de Credicorp, todos los aportes fueron debidamente contabilizados”, dijo. Sin embargo, para la SMV no es suficiente la versión, por lo que ha solicitado “copias de las actas de las sesiones del directorio en las que se evidencia que el señor Romero, como presidente del directorio de Credicorp, dio cuenta al directorio sobre cada una de las entregas de dinero en calidad de aportes de campaña y sobre el total de los aportes del 2011”. De no cumplir, Credicorp podría recibir una millonaria multa.

Credicorp recibiría una multa por no haber informado

- “Lo que está haciendo la SMV es informarse para determinar qué responsabilidades ha habido, porque todo lo que sabemos es una declaración de una persona que ha dicho que ha entregado dinero para una campaña. Podría tratarse de una iniciativa personal, por eso la SMV está tratando de dilucidar si esa entrega directa o indirectamente involucró a Credicorp y si la empresa quedó expuesta a posibles riesgos de manejo de recursos”, explicó el expresidente de la Comisión Nacional Supervisora de Empresas y Valores (Conasev, hoy SMV) Enrique Díaz Ortega.

PUEDES VER Ramos señala que reveló condición de Jorge Yoshiyama “sin ninguna mala fe”

- “La Superintendencia básicamente está preocupada en conocer si este hecho (la donación de Dionisio Romero Paoletti de US$ 3,65 millones a Keiko Fujimori) fue un factor que en el mercado de valores, en su momento pudo transparentarse mejor”, señaló el experto.

- En caso la donación de dinero haya producido algún tipo de impacto, y este hecho no fue informado a los canales correspondientes, Credicorp podría recibir sanciones.

- “(Si el donativo) ha afectado, la Superintendencia tiene prerrogativa, porque cuando tú no revelas un hecho de importancia y es trascendente, eres sujeto de sanción y recibes una multa que va de acuerdo a la calificación de la Superintendencia de ‘grave’ o ‘muy grave’. Si fuese el caso que tienen que ver con una afectación con el Mercado de Valores, hay sanciones que pueden ser muy elevadas, pero pecuniarias, si es que no están en juego responsabilidades personales donde eventualmente puede haber otro tipo de sanciones, que va hasta la descalificación en el mercado”, precisó Díaz.