Ricardo Briceño, el empresario que puso en bandeja a la Confiep

Ricardo Briceño. FOTO: Héctor Jara

Poco después de la derrota de Keiko Fujimori en la primera vuelta, citó a integrantes del gremio el 19 de abril de 2011 y solicitó donaciones para un campaña a favor de “la continuación del modelo económico”, supuestamente amenazado por el candidato “chavista” Ollanta Humala. Entre los que dieron fondos estuvo Odebrecht. No fue el único.

Ángel Páez
01 Dic 2019 | 2:29 h

El interrogatorio a propietarios, directores y ejecutivos de las más poderosas compañías peruanas, entre banqueros, inversionistas e industriales, continuará en los siguientes días y es muy probable que surjan más revelaciones sobre donaciones no declaradas a las campañas presidenciales de Keiko Fujimori. El caso lo inició el fiscal José Domingo Pérez después que el colaborador eficaz Jorge Barata informó que Odebrecht apoyó a la candidata fujimorista con 1 millón 200 dólares, distribuidos de la siguiente manera: 1 millón a manos de Jaime Yoshiyama Tanaka y Augusto Bedoya Cámere, y 200 mil a la Confederación Nacional de Instituciones Empresariales Privadas (Confiep), para financiar una supuesta campaña publicitaria a favor de la continuidad del modelo económico, una forma encubierta de respaldo a la aspirante naranja. Quien recibió los 200 mil dólares fue el ex presidente de la Confiep, Ricardo Briceño Villena, por cuyas declaraciones Pérez dispuso citar a una veintena de empresarios.

Según lo manifestado por Briceño, el 19 de abril de 2011 se produjo una reunión de la Confiep en las instalaciones de la Compañía de Minas Buenaventura con representantes de varios integrantes del gremio, entre ellos Jorge Barata, en representación de Odebrecht. Al día siguiente, 20 de abril, Odebrecht proporcionó los 200 mil dólares, por los que Briceño firmó el recibo. El fiscal Pérez resolvió citar a todos los que asistieron porque Briceño recolectó el dinero cuando había concluido su labor como presidente de Confiep y dijo que no sabía del destino de los fondos.

PUEDES VER: Arana: "Fiscales han tenido fortaleza para allanar las oficinas de la Confiep”

“Mi persona no dispuso de fondo alguno recibido por Confiep al cese de mi función como presidente (el 17 de febrero de 2011). Igualmente, como ha certificado Confiep, firmé comprobantes de donaciones y recepción de fondos entre el 19 de abril y el 22 de junio de 2011 debido a un vacío administrativo. En consecuencia, no estoy en conocimiento de la forma exacta en que se dispusieron los fondos recepcionados por Confiep”, relató Briceño al Equipo Especial Lava Jato.

Entre los fondos a los que se refiere Ricardo Briceño, están los 200 mil dólares que suministró Barata a nombre de Confiep, por pedido de este, según el brasileño, aunque el ex presidente de Confiep lo niega.

Briceño, uno de los empresarios de la Confiep más interrogados por la fiscalía por este caso, luego recordaría la donación de la constructora brasileña: “La Confiep nos ha remitido los documentos que sustentan en qué se usaron todas las donaciones recibidas para el financiamiento de la campaña de medios del proyecto de la inversión privada, en la cual se incluye la donación efectuada por Odebrecht”, dijo.

La “campaña de medios”, según la hipótesis de Equipo Especial, era una forma velada de respaldo a la candidata Keiko Fujimori quien, a diferencia de su contendor Ollanta Humala a quien se calificaba de “chavista”, garantizaba la continuidad del modelo económico.

La fiscalía presentó a Briceño el recibo de los 200 mil dólares que donó Odebrecht para la supuesta campaña de defensa del modelo económico fechado el 20 de abril de 2011 -10 días después de la primera vuelta en la que Humala derrotó a Fujimori y 46 días antes de la segunda vuelta del 5 de junio-, cuando los empresarios estaban muy asustados por el potencial triunfo del candidato nacionalista.

Contra lo que dice Barata de que en la cita del 19 de abril en el local de la Compañía de Minas Buenaventura le pidieron la donación para apoyar a Keiko Fujimori, Ricardo Briceño sostiene que no es cierto. Al momento de la exhibición del recibo de donación de Odebrecht, por 200 mil dólares, Briceño dijo al Equipo Especial: “Reconozco la firma, la cual proviene de mi puño gráfico, además también del contenido”.

Miedo al chavismo

Preguntado a qué obedecía la presencia de Jorge Barata en la reunión del 19 de abril y quién lo había citado, el ex presidente de Confiep admitió que había sido él: “El señor Jorge Barata, al igual que otras 25 personas, fueron convocadas por mi persona”. Y mencionó a las empresas (ver nota aparte).

También le preguntaron: “¿Qué otros destacados empresarios participaron en la reunión del 19 de abril?”. Es entonces que Briceño proporciona una relación a la fiscalía, que fue la que se usó para citarlos e informen sus donaciones tanto a Confiep como a la candidata Keiko Fujimori.

“En relación a esta pregunta, en este acto entrega copia de la lista de invitados a la reunión del 19 de abril de 2011 (...), en la hoja se da cuenta de las 26 personas invitadas y de las cuales 18 personas con anticipación habían confirmado su asistencia, no pudieron precisar cuántas acudieron a dicha reunión, pero fue la gran mayoría”, explicó Briceño (ver nota aparte). Es por esa relación que Pérez citó a todos.

Para el Equipo Especial la cita fue clave porque presuntamente en la misma se acordó donar fondos para la campaña publicitaria de Confiep a favor del modelo económico, lo que muchos entendieron, como Jorge Barata, que era una forma subrepticia de respaldar a Keiko Fujimori en un contexto en el que había sufrido una derrota infligida por Ollanta Humala.

Briceño admitió que se discutió sobre política en el encuentro empresarial en el que se acordó donar a la campaña de la Confiep: “Con toda seguridad se habló de la coyuntura política, siendo que la reunión se desarrolló dos semanas después de la primera vuelta”, relató Briceño, y precisó: “En esa reunión no se trató de ningún apoyo a candidato alguno a la presidencia y yo personalmente en ningún momento pedí colaboración alguna para ninguna campaña política (...), y menos a favor de algún candidato, más aún porque en ese momento ya no era presidente de Confiep”.

Sin embargo, como se ha acreditado documentalmente, el propio Briceño invitó a varios empresarios, entre ellos a Jorge Barata, y firmó el recibo por 200 mil dólares que le dio este a nombre de Odebrecht.

Los que asistieron a la reunión clave empresarial

A Ricardo Briceño le preguntaron específicamente, “qué empresas o grupos empresariales hicieron donaciones con fecha posterior al 19 de abril de 2011”, la famosa cita en la sede de Compañía de Minas Buenaventura, de Roque Benavides Ganoza. Entonces soltó los nombres.

“Las empresas que aportaron después del 19 de abril (para la campaña de apoyo al modelo económico), fueron: Odebrecht, Volcan Compañía Minera, Southern Perú, Yura (del Grupo Gloria), Inversiones República, Pluspetrol, Laive, London Consulting del Perú, Hidrostal, FIMA, Montana, Construcciones Metálicas Unión, Tecnofil, Sociedad Nacional de Industrias y British American Tobacco”, entre otras. Además, entregó la lista de los representantes.

También le preguntaron por nombres específicos, como José Miguel Morales, de Compañía de Minas Buenaventura.

Briceño en todo momento ha desacreditado la versión de Jorge Barata, quien lo ha identificado como receptor de los 200 mil dólares para la Confiep, algo que ha aceptado el expresidente del gremio.