Policías en actividad estarían implicados en tráfico de armas

15 Oct 2019 | 13:01 h
Fuerte y claro. Jefe policial aseguró que agentes del orden recibirían el castigo que corresponde de acuerdo a ley.
Fuerte y claro. Jefe policial aseguró que agentes del orden recibirían el castigo que corresponde de acuerdo a ley.

Venta y alquiler. Dos suboficiales fueron descubiertos al vender sus armas a presuntos delincuentes y otro expolicía habría alquilado su pistola para un desalojo en cerro El Toro.

La última intervención policial realizada en la urbanización El Alambre, en donde dos hampones cayeron en poder de tres pistolas, dos de ellas pertenecientes a dos policías en actividad, haría suponer que algunos agentes estarían inmersos en el delito de tráfico de armas.

Para el jefe de la Región Policial de La Libertad, general PNP Oscar Gonzales Rabanal, existen evidencias que confirman que personal en actividad y en retiro han participado con proporcionar armas en hechos vinculantes con bandas delincuenciales.

“Hemos tenido a dos policías que han comercializado su arma de fuego a presuntos delincuentes capturados recientemente, ellos van a recibir la sanción administrativa y penal correspondiente”, aseveró.

PUEDES VER Tres muertos y varios heridos dejan accidentes en el norte

Los agentes no están implicados en hechos delictivos directamente, o al menos no tenemos evidencia de eso; sin embargo, hay una vinculación comercial, precisó.

También existe el caso de un arma de fuego encontrada en la escena de los enfrentamientos del cerro El Toro, que dejó cuatro muertos, perteneciente a un policía dado de baja por medidas disciplinarias.

“Este exefectivo trató de justificar que se le perdió su pistola, varias horas después de ocurridos los hechos en la ciudad de Huamachuco”, señaló.

Las personas que tienen un arma sin licencia están cometiendo el delito de tenencia ilegal de armas de fuego así la procedencia haya sido lícita, indicó.

Los efectivos policiales comprometidos son la suboficial de Tercera, Paola Victoria Becerra Valencia, que presta servicio en la Sección de Seguridad de Bancos y el suboficial de Segunda, Mario Sergio Vergara Pulido de la comisaría de Miramar.

Al expolicía José Enrique Rodríguez Cárdenas le pertenece una pistola hallada en medio de los enfrentamientos que protagonizó un grupo de personas contratadas por una minera y ronderos del caserío de Coigobamba, ubicado en las faldas de cerro El Toro del distrito de Huamachuco (Sánchez Carrión).

De acuerdo a inteligencia policial, hay grupos criminales que prestan las armas, ejecutan algún crimen y luego recogen las armas y las guardan, de tal manera que si la Policía interviene a los sicarios ya los encuentran desarmados, reveló el alto mando policial.