Silencio. La República intentó comunicarse con representantes de esta universidad, pero no contestaron las llamadas.
Silencio. La República intentó comunicarse con representantes de esta universidad, pero no contestaron las llamadas.

Sunedu inicia acción de supervisión en la UDCH tras denuncias

Chiclayo. Estudiantes reclaman que universidad tras no ser licenciada, no registra sus notas, aumenta tarifas para trámites y coloca trabas para concretar traslados.

Leonardo Munoz
16 Ago 2019 | 7:16 h

Por: Leonardo Muñoz

La Superintendencia Nacional de Educación Universitaria (Sunedu) inició una acción de supervisión a la Universidad Particular de Chiclayo (UDCH), debido a la gran cantidad de denuncias que han recibido de parte de los estudiantes, tras la denegatoria del licenciamiento.

Sin notas

El representante de la Sunedu, Luis Endo Hinojosa, explicó que más del 80% de los reclamos se debe a la falta del registro de notas, pues los estudiantes sostienen que dichas calificaciones no aparecen en el sistema con lo cual no pueden matricularse, realizar trámites o trasladarse a otra universidad.

PUEDES VER Chiclayo: Sunedu deniega licencia a UDCH

Incluso, según la información recogida por dicha institución, en la filial de Jaén existirían 1500 egresados de programas de Educación Inicial, Primaria y Física que nunca habrían tenido sus notas registradas.

“Hay alumnos que mencionan que hace un año no les suben las notas, a otros hace tres ciclos, otros el ciclo pasado. En Jaén un grupo de estudiantes asegura que en ningún momento han tenido sus notas registradas, eso es algo sui géneris, nunca he visto algo así en una universidad. Es algo que nos preocupa demasiado”, enfatizó.

Más trabas

Asimismo los estudiantes han denunciado que la UDCH les ha puesto trabas —tales como demora en entregar documentos o falta de atención administrativa— para concretar su traslado hacia una universidad licenciada, con lo cual estaría incumpliendo lo dispuesto por la Sunedu en el Reglamento de Cese de Actividades.

Uno de los reclamos realizados por los padres de familia, que también podría ser considerado como un escollo para concretar el traslado, se encuentra en el incremento de las tarifas para realizar el trámite de documentos, lo cual —según Sunedu— también podría ser denunciado ante el Instituto Nacional de Defensa de la Competencia y de la Protección de la Propiedad Intelectual (Indecopi).

“La universidad no debe poner ninguna traba para los estudiantes que quieren reubicarse. (...) La universidad no puede alterar el tarifario que tenía. Las reglas no pueden cambiar, porque cuando se le denegó el licenciamiento tenían un precio y el tarifario debe mantenerse”, precisó.

Es necesario precisar que, según la Sunedu, los dos años que tiene la UDCH para cesar sus actividades se contabilizan a partir del semestre siguiente a la fecha de notificación (2019-II), pero ya no puede convocar a nuevos procesos de admisión bajo ninguna modalidad (presencial, semipresencial, centro pre, etcétera).

Por otro lado, Endo señaló que si la universidad incumple con sus responsabilidades Sunedu podría tomar acciones administrativas y legales en su contra.