Alejandra Aramayo en chat fujimorista: "Aquí no hay libertad de conciencia".

Consigna fujimorista: “Aquí no hay libertad de conciencia”

Cúmplase. En la bancada fujimorista los blindajes a los amigos y las acusaciones contra los enemigos se conciertan sin duda ni murmuraciones, según un conjunto de nuevos chats que comprueban además que Pedro Chávarry jugó en pared con Fuerza Popular para intentar detener la divulgación de los audios de Los Cuellos Blancos.

Ángel Páez
22 Jul 2019 | 3:55 h

En la bancada de Fuerza Popular, ninguno de sus integrantes piensa por su cuenta, sólo cumple órdenes, según se desprende de un conjunto de mensajes por WhatsApp que compartió el grupo de congresistas fujimoristas en la cuenta que comparten y que denominan“La Botica”, y a los que tuvo acceso La República.

Las comunicaciones por chat evidencian una concertación de voluntades para proteger a autoridades judiciales y fiscales que fueron perjudicadas o fueron salpicadas por la exposición de los audios de integrantes de la organización criminal Los Cuellos Blancos del Puerto. Pero también prueban coordinaciones para atacar, dañar o neutralizar a personajes que exigieron abrir investigar y sancionar a los implicados, entre ellos a los ex miembros del Consejo Nacional de la Magistratura, el ex vocal supremo César Hinostroza y el ex fiscal de la Nación, Pedro Chávarry.

PUEDES VER Jorge Meléndez sobre debate de inmunidad parlamentaria: “Fujimorismo permite la impunidad”

Sin embargo, la decisión de obstaculizar la labor de la justicia para castigar a los cómplices de Los Cuellos Blancos del Puerto no fue una acción espontánea de los congresistas de Fuerza Popular. Los mensajes por chat revelan que se trató de un mandato de la dirigencia partidaria, que encabeza Keiko Fujimori. Debe recordarse que la divulgación de las grabaciones impidió que César Hinostroza emitiera opinión sobre la casación interpuesta por la lideresa de Fuerza Popular -ex magistrado con el que emisarios de la “señora K.” hicieron contacto-, por lo que para los fujimoristas el destape de los audios tuvo un supuesto propósito político de los enemigos de Keiko Fujimori.

Los mensajes de “La Botica” coinciden con el sustento de acusación constitucional que formuló la fiscal de la Nación, Zoraida Ávalos, contra su predecesor, Pedro Chávarry, al señalar que para sustraerlo de la acción de la justicia la bancada de Fuerza Popular cerró filas para que no prospere ninguna denuncia. Esto explica por qué el fujimorismo no hay libertad de opinión, solo se acata el mandato de la dirigencia.

PUEDES VER Urresti a Bartra: Las denuncias le van llover cuando se le acabe la inmunidad

“Aquí el voto es partidario, ¿no?”, se pregunta en un chat Alejandra Aramayo, una de las más furibundas fujimoristas, ella misma se respondió: “Aquí no hay un tema de conciencia”.

Chat FP Libertad de conciencia

El mensaje no demanda interpretación.

Por eso, de inmediato, le contestó su colega Úrsula Letona: “Exacto, colegas, debemos ser firmes”.

Es decir, sin dudas ni murmuraciones, como se estila en el mundo castrense.

La publicación sucesiva de los audios de Los Cuellos Blancos tuvo el impacto de una retahíla de bombas atómicas entre los fujimoristas, por lo que causó desesperación y pánico, y los obligó a buscar diversas formas para detener la difusión de las grabaciones, como se puede comprobar en los chats de La Botica.

“Como bien lo dice hoy LG (Luis Galarreta), hay un uso inmoral de los audios”, escribió el fujimorista Juan Carlos Del Águila Herrera, en un comentario sobre el tema con su colega Tamar (Tammy) Arimborgo Guerra, y dio la receta para terminar con el asunto: “Y alguien lo tiene que parar. ¿Aló, Chávarry?”.

Queda claro que Fuerza Popular contaba con el ex fiscal Pedro Chávarry para que tomase alguna acción con la finalidad de suspender de algún modo que IDL-Reporteros, y luego otros medios como La República, cesase de reproducir los audios de la corrupción. Recuérdese que el fiscal supremo Víctor Rodríguez Monteza, dependiente de Chávarry, pretendió que IDL-Reporteros le entregase todas las grabaciones. La siguiente faena de Rodríguez fue pedirle a la Corte Suprema que accediera a la casación de Keiko Fujimori para que salga en libertad.

PUEDES VER Fujimoristas de “La Resistencia” que se reunieron con Bartra atacan a Vargas Llosa

Por lo tanto, como lo señala en el sustento de la acusación constitucional la fiscal de la Nación, la bancada de Fuerza Popular jugó en pared con Pedro Chávarry.

“Chávarry tiene que trasladar al Congreso la denuncia de (contra) CSM (César San Martín, vocal supremo que condenó a Alberto Fujimori e iba a resolver la casación de Keiko Fujimori), alguien debería presentar denuncia constitucional a (contra el ex fiscal de la Nación) Pablo Sánchez. Creo que el mejor momento de presentar (las denuncias) es cuando esté por debatir la denuncia a Héctor (Becerril), por estrategia, me parece. Pero tendríamos que tener listo las 2 denuncias de CSM y PS. Habla, Mario (Mantilla Medina, congresista fujimorista)”, coordinó Milagros Salazar.

“Eso estoy diciendo”, contestó Mantilla: “No hay que esperar si Chávarry pasa o no pasa (las denuncias. Alguien debe presentar las denuncias a Acusaciones (Constitucionales), ¡ya!”.

Así como La República ha demostrado que la Comisión de Ética es usada por los fujimoristas para sus objetivos de encubrimiento y entorpecimientos, hacen lo mismo en la Sub Comisión de Acusaciones Constitucionales.

El congresista Marco Miyashiro se sumó a la componenda, saludando que el fiscal Chávarry ordenó investigar a legisladores del grupo de Los Avengers, Marvin Palma, Maritza García y Lucio Ávila: “¡Bien por las denuncias de Chávarry! Pero en Fuerza Popular debemos estar advertido que la prensa mermelera lanzará más tinta y mier…(da)”. El fujimorismo llama “prensa mermelara” a la que no respalda a sus acciones antidemocrática y más bien investiga y ventila su conducta a favor de investigados por corrupción, entre ellos, miembros de su propia bancada.

En los siguientes chats se comprueba que el presidente de la Sub Comisión de Acusaciones Constitucionales, César Segura, conspira con su bancada para permitir que hable el abogado defensor de Pedro Chávarry y se silencie al legislador Marco Arana:

“-Mantilla: César (Segura), dale la palabra al abogado de Chávarry que te la está pidiendo”.

“-(Karina) Beteta: Arana está haciendo preguntas impertinentes”.

“Segura: Es al final. Primero los congresistas”.

“Beteta: César, tiene que ser en este momento para oponerse a la pregunta que considera que es impertinente. Los abogados no acuden de acompañante sino para patrocinar a su defendido”.

“(Milagros) Takayama: Acuérdate que cuando estuvieron los testigos en el proceso de Los Avengers, el el abogado se opuso a varias preguntas. Así es Karina”.

Ahora no hay ninguna duda de dónde proviene el mandato que cumplen los fujimoristas de blindar a los amigos y de castigar a los enemigos, sin dudas ni murmuraciones.

Chat FP Hinostroza 1

Chat FP Hinostroza 2

Chat FP Chávarry A

Chat FP Chávarry B

Chat FP Chávarry 1

Chat FP Chávarry 2