Nuevo Perú y Frente Amplio ratificaron su voto contra la cuestión de confianza