Esposos engañados por empresarios fujimoristas temen ir a la cárcel

Ángel Páez
h

El belga Ivo Sterckx y su cónyuge Sonia Terrones dijeron a la fiscalía que Franjo Kurtovic y su esposa Carmen Shiguiyama, señalados como reclutadores de falsos aportantes de Keiko Fujimori, enviaron abogados para armar falso testimonio.

"En el mes de diciembre de 2018, luego de todo lo acontecido, y al no ver respuesta de nuestras amistades (Franjo Kurtovic Díaz y Carmen Shiguiyama Kobashigawa), nos contactamos con el abogado José Enrique Vidal para poder venir a Perú y declarar con la verdad, decir lo que pasó en la realidad", señaló Sonia Terrones Urquiaga en su declaración ante el despacho del fiscal José Domingo Pérez. Terrones y su esposo belga Ivo Sterckx  son acusados de haber aportado falsamente 269 mil 050 soles a la campaña presidencial de Keiko Fujimori en 2011. Cansados de las maniobras de los empresarios y cónyuges Franjo Kurtovic y Carmen Shiguiyama, que pretendían que admitieran que sí hicieron la donación de dinero, la pareja residente en Bélgica vino a Lima para confesar que nunca aportaron nada.

PUEDES VER: Empresaria confirmó que pagó coima a Becerril a cambio de millonaria obra

El 22 de enero de este año, Sonia Terrones, finalmente pudo contarlo todo a la fiscalía. Franjo Kurtovic y Carmen Shiguiyama, reclutadores de falsos aportantes para la campaña de su amiga Keiko Fujimori, los engañaron diciendo que "no pasaría nada" y que todo se trataba de una "persecución política" contra la ex candidata presidencial. Por su valor testimonial, La República consigna textualmente lo que dijo Sonia Terrones a la fiscalía. Desde un principio, Kurtovic y Shiguiyama, como ha sucedido con otros falsos aportantes fujimoristas, pidieron a Sterckx y Terrones que sosrtuvieran falsamente que sí donaron dinero. Declaró Terrones:


Llamé a Carmen Shiguiyama y me dijo que no me preocupara  (por las citaciones de la fiscalía) y que viera esos asuntos con Franjo (Kurtovic), su esposo, quien me dijo que ellos lo iban a solucionar. (…) Cuando llegué al Perú, Franjo me llamó y me dijo que en algún momento tenía que hacerme tiempo para solucionar lo de la donación porque la ONPE estaba reclamando para que se regularice. (...) El 18 de junio de 2016, el doctor Edward García Navarro, del Estudio Oré Guardia, me  envió por email el cargo del documento firmado por mí. (...) El 6 de septiembre de 2016 el doctor García me mandó un email diciendo: “Señora, le envío el cargo presentado hoy para reiterar que se prescinda de su declaración. (…) Cuando reciboíeso me quedo tranquila, porque pienso que ya se arregló todo.


Pero no fue así. La fiscalía no se convenció con el descargo e insistió. Así que Kurtovic y Shiguiyama presentaron a Streckx y Terrones a un nuevo abogado que les planteó como estrategia presentar documentos que demostraran que su situación económica justificaba el aporte de 269 mil 050 soles.  Es decir, la idea era insistir en la mentira. Dijo Terrones:


En el mes de enero de 2018, estando en Lima recibí una nueva citación de la fiscalía y me comuniqué con mis amigos Franjo Kurtovic y Carmen Shiguiyama.  (...)  El 3 de enero de 2018, el doctor Juan Serrano Herrera (enviado por Kurtovic y Shiguiyam) llegó a mi departamento para decirme que (...) era muy fácil (la solución del caso). Y me indicó que mi esposo (Ivo Sterckx) debía presentar todos sus documentos (para acreditar) solvencia económica y que con eso se iba a solucionar (el caso de las falsas aportaciones). Estaba preocupada porque no podía acercarme (a la fiscalía) a declarar si realicé dicha donación o no. Respondiéndome (el abogado) que ha habido muchos casos que se han solucionado (probando) la solvencia económica. (...) En octubre vine al Perú y en una reunión con mis amigos Franjo y Carmen les volví a comentar mi preocupación por las citaciones fiscales, y me enviaron nuevamente al doctor Serrano. (…) Franjo nos dijo que con nuestra solvencia económica iba a solucionar todo, diciendo que no era necesario que nos apersonáramos a declarar. Le manifesté mi preocupación respecto a cómo iba a decir que era verdad algo que no había hecho, y me dijo que de repente no sería necesario que vayamos a declarar. (…) Me encontré con Carmen Shiguiyama y me dijo que no podíamos conversar nada del asunto por porque los teléfonos estaban intervenidos.


Hasta que los nombres de Ivo Sterckx y Sonia Terrones salieron en la prensa señalados con los falsos aportanes. Terrones relató:


Envié un mensaje al doctor Serrano y me dijo que preparara los documentos, que estaban arreglando la situación, que eso era publicidad y persecución política. (…) Mi esposo recibió la llamada de Franjo y le dijo lo mismo que a mí, que era un tema político, que el problema no es grave, minimizando la situación y que todo se trataba de una persecución política. 


En diciembre de 2018, como Kurtovic y Shiguiyama ya no respondían a sus mensajes, Sterckx y Terrones resolvieron presentarse a la fiscalía con todas las evidencias de que habían sido usados como falsos aportantes por sus amigos los empresarios fujimoristas.

"Tenemos miedo que nos pase algo"

"Temor, decepción, miedo, todo eso sentimos", le dijo Sonia Terrones Urquiaga al círculo de sus amigos en Lima. También les confió que con las declaraciones que han ofrecido su esposo Ivo Sterckx y ella ante la fiscalía, esperaba que las autoridades tuvieran en cuenta que habían sido engañados por sus amigos Zanjo Kurtovic y Carmen Shiguiyama.


"En la fiscalía hemos dicho toda la verdad, todo lo que sabemos. Tenemos miedo de ir a la cárcel por algo que no hicimos. Nosotros confiamos en unos amigos de toda la vida. Incluso nuestras madres son amigas de larga data", comentó Terrones a sus amistades. 


Además deslizó que por haber confesado todo lo que saben del caso, les suceda algo contra su integridad.