Reyes: "Las cifras nos dicen que hay una violencia normalizada en las niñas"

Juan Concha
7 03 2019 | 00:14h

En Sigrid.PE a unas horas de conmemorar el Día Internacional de la Mujer conversamos con  Gaby Reyes, oficial de protección de Unicef, sobre la ola violencia contra la mujer, discriminación e igualdad de oportunidades.

Gaby Reyes resaltó que el Día Internacional de la Mujer no es una celebración, sino un recuerdo de los pendientes que aún existen como país hacia la mujer peruana.

PUEDE VER Jueces difundieron derechos de mujeres en mercado El Altiplano de Arequipa [VIDEO]

Asimismo, explicó que su cargo como Oficial de Protección de Unicef le permite velar por la protección de los derechos de las niñas y adolescentes.

Unicef ha centrado su atención en dos tipos de violencia como la física y sexual tanto en el entorno de la escuela como el entorno de la familia”, especificó.

La entrevistada  precisó que es indispensable no obviar a las niñas de esta gran problemática, pues en común que solo se habla de violencia contra la mujer. Además, añadió que el abordaje es distinto.

“Tanto el marco legal como la aproximación y hasta términos psicológicos son diferentes. Las políticas públicas tiene que responder a esto”, indicó.

La invitada expuso que del 82% de todos los reportes de violencia en la escuela son ejecutados por menores de edad, es decir 8 de cada 10 niñas son abusadas en nuestro país. Por otro lado, detalló que el 60% de agresores son adultos que trabajan en los centros educativos.

“Esto nos da una foto clara de lo que está pasando aquí y hay que tener la atención a todo tipo de violencia, el bullying se ha visibilizado más y eso permite que hayan reportes, pero no podemos dejar de ver este gran espectro que es la violencia que están sufriendo los niños y las niñas”, alegó.

Gaby Reyes precisó que el Estado está trabajando en políticas pública, pero es necesario en formular políticas de prevención. "Las niñas y adolescentes son un grupo de gran vulnerabilidad y eso lo vamos propiciando nosotros con pequeñas acciones que empiezan en la casa (…)  Las cifras nos dicen que hay una violencia normalizada en las niñas en particular”, comentó.