Paro campesino impidió el paso de miles de turistas a Machupicchu