Regidores aseguran que caos e improvisación reina en MPCh

Luis Barrios
5 01 2019 | 21:55h

En Chiclayo. Concejales de minoría no soportaron más y evalúan denunciar supuestos actos irregulares si alcalde Marcos Gasco Arrobas no subsana los errores.

Ysela Vega Huayambal
Chiclayo

Alzaron su voz de protesta. Los incidentes y decisiones  que se registran y toman en la nueva gestión del ayuntamienyo chiclayano, en donde el discurso -al parecer- no se condice con la práctica, pese a las necesidades urgentes de la Ciudad de la Amistad, originó que los regidores de oposición salgan a la palestra y exijan al burgomaestre Marcos Gasco Arrobas respete la normativa, actúe con responsabilidad y enmiende los errores. No descartan presentar una denuncia en la Fiscalía ante los presuntos hechos irregulares.

Están decididos a defender la legalidad y no ser benévolos con el ilícito, pues afirman que Chiclayo necesita abras y servicios de calidad, lo que va de la mano de funcionarios seleccionados por meritocracia.

PUEDES VER “Odebrecht solo debe acabar Palo Redondo y luego irse”

Rechazo

Un mensaje de texto a las once de la noche del último viernes del área de Relaciones Públicas, comunicó solo a algunos concejales que por decisión del alcalde la sesión ordinaria programada para ayer se suspendía sin especificar el motivo.

Todo indica que esta medida terminó con el silencio de los concejales de minoría, los que ahora exigen cuentas claras a la autoridad municipal por el bienestar de los chiclayanos.

Randy Vegas Díaz, quien postuló por el partido Alianza para el Progreso (APP), fue contundente al indicar que en el municipio se vienen cometiendo error tras error, lo que debe subsanarse de inmediato a fin de evitar que se repitan situaciones que marcaron los gobiernos de los exalcaldes Roberto Torres Gonzales y David Cornejo Chinguel, manchados por la corrupción.

“No es posible que en menos de 24 horas de la fecha programada para la sesión de concejo nos citen y sin los documentos que sustenten los puntos de agenda. Al final, de manera inesperada, anularon la citación. ¡Por favor, más respeto”, expresó.

Indicó que la población espera obras y soluciones a sus problemas desde limpieza pública a seguridad ciudadana.

En este contexto, el ex consejero regional, Jimmy Gamarra Piscoya, precisó que hay una demostración de un total desconocimiento del alcalde y de su equipo técnico, con énfasis en el área de Asesoría Jurídica, al convocar de un momento a otro a sesión de concejo y sin cursar la documentación sobre los puntos a tratar, como es declarar en reorganización administrativa la municipalidad y el Centro de Gestión Tributaria (CGT), a pesar que así lo exige la Ley Orgánica de Municipalidades Nº 27972.

Enfatizó que la norma también establece citar a sesión de concejo en no menos de tres días hábiles, ni mayor a cinco días.
evalúan denunciar.

Líneas seguidas, Randy Vegas señaló que resulta irresponsable solicitar la reorganización administrativa de la municipalidad y del ente recaudador cuando no se les alcanzó balances ni los informes financieros. “Es lamentable lo que ocurre, creo que el equipo de asesores no acierta”, remarcó.

También cuestionó la designación de un funcionario con requisitoria y del bachiller en ingeniería de sistemas, José Williams Zegarra Huamán, como subgerente de Imagen Institucional y Relaciones Públicas a pesar que el Manual de Organización y Funciones (MOF) exige título profesional (licenciado).

“La Contraloría General de la República ha intervenido, sin embargo Zegarra seguiría en funciones. Es por eso que no se descarta una denuncia por el presunto delito de nombramiento y aceptación ilegal de cargo público”, expresó.

Vegas Díaz precisó que debe primar la idoneidad en el marco de los documentos de gestión y no los favores políticos y amiguismo.