Reconocen la lucha anticorrupción, pero también serios vacíos

Gobierno en gestión. Aunque Vizcarra mantiene su alta aprobación, asoman posibles dificultades por demandas insatisfechas. Se ratifica rechazo a la labor de la Comisión Lava Jato del Congreso y percepción de vínculo Chávarry-fujimorismo.

La Republica

La lucha contra la corrupción es el principal avance del Gobierno en la percepción de la población, según la última encuesta nacional urbano-rural del Instituto de Estudios Peruanos (IEP). Quienes consideran que el Ejecutivo maneja bien o muy bien esta labor se triplicaron desde junio (de 9% a 28%), poco antes de arreciar su choque con el fujimorismo.

El estudio recogió opiniones del sábado 17 al martes 20. Tiene margen de error de 2.8 puntos hacia arriba y abajo.

PUEDES VER: Martín Vizcarra: "En el Perú no hay persecución política para nadie"

Pese a este reconocimiento sobre la lucha anticorrupción, hay tareas pendientes que ya asoman como posibles dificultades para el Gobierno. El descontento sobre la situación económica en el norte, sobre los servicios de salud en el centro del país, y la lucha contra la delincuencia en Lima y en el oriente serían las principales.

El presidente Martín Vizcarra mantiene su aprobación mayoritaria (pasa de 60% a 57%), aunque podría perder el impulso. Aumentan quienes no le reconocen plan claro de desarrollo, que se acercan a la mitad de la población (de 41 a 47%) y ya superan a quienes sí perciben ese plan (44%).

También hay más peruanos diciendo que el Gobierno ha avanzado poco o nada en la reconstrucción de zonas afectadas por el fenómeno El Niño: ahora superarían dos tercios de la población (pasa de 62 a 68% en dos meses).

Además, tres de cada cinco (61%) considera que nuestro país está creciendo poco o nada en lo económico.

La aprobación al premier César Villanueva y al gabinete de ministros se mantiene en niveles bajos (20% y 17%).

Luego de la lucha anticorrupción, otros aspectos en que se percibe mayor mejora desde junio son la administración de justicia (de 9 a 19%) y la economía (de 10 a 14%).

Se ratifica también el rechazo a la Comisión Lava Jato del Congreso. Entre los enterados (57%), alrededor de dos tercios (64%) desaprueba el trabajo de la fujimorista Rosa Bartra, presidenta de ese grupo de trabajo, y más de dos quintos (43%) dice que el informe es malo o muy malo.

Fuerza Popular y el Apra son vistos como las agrupaciones más afectadas por el megacaso Lava Jato (62% y 40%).

El Poder Judicial casi duplica su aprobación aunque sigue relegado (de 12 a 23%).

La aprobación de la Fiscalía de la Nación sube poco (de 22 a 27%). El fiscal de la Nación, Pedro Gonzalo Chávarry, sigue desaprobado por la gran mayoría aunque este rechazo decae (quienes piden su remoción pasan de 75% a 67%).

Menos de dos tercios (63%) afirma que Chávarry no lucha contra la corrupción (cae de 73%). La mitad (50%) considera que este actúa bajo intereses de partidos políticos y quienes así lo creen dicen que Fuerza Popular es el grupo que influye más en él (67%), seguido por el Apra (46%).

Más de la mitad del país (55%) notaría que el fujimorismo apoya a Chávarry, y para más de dos tercios (70%) la comisión del Congreso que procesa el caso Chávarry lo demora intencionalmente.

En cambio, el apoyo al fiscal José Domingo Pérez, que investiga a Keiko Fujimori y a Alan García, salta de casi la mitad (49%) a dos tercios (67%). Otro mensaje muy claro.