Los destapes de la Unidad de Investigación que lograron justicia

Redaccionlr

redaccionlr@glr.pe

17 Nov 2018 | 20:02 h

Tenacidad, valentía, compromiso con la verdad, son los pilares del equipo de La República, que durante más de 20 años desenmascaró atentados contra los derechos humanos y actos de corrupción. La UI también asume hoy nuevos retos.

El compromiso con las minorías y la independencia en la profesión periodística han sido y continúan siendo, desde que se fundó la Unidad de Investigación (UI) del diario La República en 1990, bajo la jefatura de Ángel Páez, la motivación para desenmascarar una serie de denuncias que terminaron judicializadas, con veredictos que confirmaron estos destapes.

Páez está escribiendo el reportaje principal que saldrá mañana en las primeras páginas, mientras coordina la edición del diario de hoy. Está cansado, pero su persistencia, la misma que le pone a su trabajo, lo gana y nos concede el tiempo para conversar.

PUEDES VER: Masacre de la Cantuta: Hace 20 años fueron encontrados los restos de los estudiantes y el profesor

Recuerda que desde un inicio trabajó directamente con el fundador Gustavo Mohme Llona, quien le daba toda la libertad para investigar cualquier tema y tenía por característica revisar con un lapicero rojo o azul los textos y así verificar rigurosamente cada dato.

“Estábamos frente a un régimen que odiaba a la prensa y había que mejorar la calidad de la información”, rememora.

PUEDES VER: Fujimori y tres exministros son denunciados por esterilizaciones

Persistente como un tábano sobre un caballo, Ángel percibe así el trabajo del equipo de investigación. No abandonan ningún caso, le dan continuidad gracias a la calidad de sus fuentes de información con las que han logrado una suerte de fidelización.

“A veces nuestras notas tienen de 10 a 15 fuentes porque es una dinámica que tenemos de grupo”, cuenta Páez y luego revela que a veces “detrás de una firma hay 5 personas”.

PUEDES VER: Alberto Fujimori y exministros son denunciados por caso Esterilizaciones Forzadas

Repasamos con él una serie de investigaciones que han sido acogidas por la justicia y que han terminado con fallos positivos para esas minorías.

DENUNCIA Y JUSTICIA

Para él, estos resultados son una manera de medir hasta qué punto el esclarecimiento de los hechos, a través de sus investigaciones, contribuye en la defensa de los derechos de miles de personas, especialmente, de quienes no tienen acceso a la justicia.

Solo en este año –nos cuenta– han logrado la judicialización de tres destapes hace 7 años.

PUEDES VER: CIDH concede audiencia a víctimas de esterilizaciones forzadas

El escándalo denominado “Gasolinazo”, por el cual el general en retiro y hoy congresista Edwin Donayre fue condenado a 5 años de prisión efectiva. Las Fuji-rifas, por las que la líderesa de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, y otros miembros de su organización política habrían lavado más de 2 millones de soles para su campaña en el 2011. Y las esterilizaciones forzadas que, cuando fueron archivadas y negadas en plena campaña por Keiko, la UI tuvo como consigna hablar con los médicos, quienes reconocieron que lo hicieron por orden del dictador Alberto Fujimori. También consiguieron el testimonio de víctimas que nunca habían sido entrevistadas.

EJEMPLAR CRUZ

Con su voz serena y temple fuerte, Edmundo Cruz, quien integró la Unidad de Investigación seis años después de su fundación, recalca que La República nació con un lema bien claro: “Dar voz a los que no la tienen” y que esa premisa se extendió también a la UI.

PUEDES VER: Matanza en Barrios Altos: La noche donde murieron 16 a manos del Grupo Colina

Cruz realiza ahora labores de manera independiente, pero ambos coinciden con el compromiso y el carácter prolijo en la manera de hacer investigación.

Para Cruz, la experiencia periodística acumulada a fines de los años 80, llevó a la Unidad a desempeñar técnicas de verificacion más exigentes.

PUEDES VER: Protesta de activistas contra esterilizaciones forzadas [FOTOS]

De esta manera se desenmascaró esa política de tierra arrasada por la cual las Fuerzas Armadas eliminaban y mataban por igual a inocentes o culpables. Así, se denunció la masacre de Barrios Altos, la matanza de La Cantuta, el Plan Bermuda, el crimen en Uchuraccay, donde perdió la vida nuestro reportero gráfico, hoy mártir del periodismo, Jorge Sedano.

Gran relevancia tuvo el destape de las compras militares sobrevaloradas realizadas por el fujimontesinismo, el mismo que amenazó a su autor, Ángel Páez. Otros destapes que hicieron historia fueron la condecoración de Fujimori a Telmo Hurtado, autor principal de la masacre de Acomarcca; la conspiración del fujimontesinismo para expulsar a más de 100 diplomáticos con el fin de colocar a gente afecta a la dictadura; el caso Putis, una fosa en las alturas de Huanta con más de un centenar de campesinos sin vida. 28 años de historias reveladoras que estas páginas no alcanzan para contar.

PUEDES VER: Víctimas de esterilizaciones: Denuncien a los responsables

LOS NUEVOS RETOS

En medio de la convergencia de la plataforma impresa y la virtual, la UI se ha acoplado a este nuevo reto con la publicación de coberturas de investigación digital. Ya cuentan con varias ediciones en la web, entre las que están los testimonios de la matanza en El Fronton, de las esterilizaciones forzadas, de las denuncias contra sacerdotes violadores.

Sin embargo, Páez cree que las nuevas tecnologías si bien han cambiado la forma de presentar las noticias lo que nunca conseguirán es reemplazar las fuentes humanas.

PUEDES VER: Ministerio Público informó sobre estado de salud de Alberto Fujimori

“El periodismo es el relato de historias a partir de acciones humanas”, recalca.

Y si se trata de desafío, Edmundo Cruz lo dice también con garra. “La República debe contribuir, a través de su línea editorial, a construir las bases para una democracia que se asiente en instituciones fuertes y no solo en políticas de desarrollo económico".

Edmundo Cruz, Ángel Páez y el equipo de mujeres que integran la unidad: Marielena Hidalgo, Melissa Goytizolo, y Doris Aguirre, son la investigación prolija, tenaz, comprometida con la verdad, que le dan a La República no solo portadas históricas sino también justicia a muchas de las denuncias publicadas.