Ministerio Público recibió versiones de Kenji Fujimori y Susana Villarán

En duda. Hijo menor del ex dictador Alberto Fujimori habría dicho que su hermana nunca recibió dinero de Odebrecht y que pone las manos al fuego por ella. En tanto, Fiscalía cree que Villarán habría hipotecado su voluntad a cambio del financiamiento de su campaña contra la revocatoria por parte de empresas brasileras.

En duda. Hijo menor del ex dictador Alberto Fujimori habría dicho que su hermana nunca recibió dinero de Odebrecht y que pone las manos al fuego por ella. En tanto, Fiscalía cree que Villarán habría hipotecado su voluntad a cambio del financiamiento de su campaña contra la revocatoria por parte de empresas brasileras.

El congresista Kenji Fujimori se presentó ayer en calidad de testigo ante el fiscal de lavado de activos, José Domingo Pérez, quien investiga los presuntos aportes entregados por Odebrecht a la campaña presidencial de Keiko Fujimori y Fuerza Popular del 2011 y 2016.

Sin embargo, según una fuente de la Fiscalía, en las cuatro horas que Fujimori fue interrogado, no aportó una nueva prueba respecto al financiamiento que habría recibido el fujimorismo de la mencionada empresa brasileña.

Kenji, quien hoy dice luchar contra la corrupción, habría afirmado que no tenía conocimiento del ingreso de estos aportes y que su hermana mayor le aseguró que jamás recibió dinero de la empresa brasileña y menos que tuvieran algún vínculo.

“Yo pongo las manos al fuego por mi hermana. Yo confió ciegamente en ella… Señor fiscal, mi hermana me ha asegurado que no recibió dinero de Odebrecht”, habría dicho Kenji en su interrogatorio.

El parlamentario Fujimori también dijo no conocer si Jaime Yoshiyama, entonces secretario general de Fuerza 2011 (hoy Fuerza Popular) y Augusto Bedoya Cámere, ex ministro de Transportes del régimen de Alberto Fujimori, recibieron dinero de la empresa brasileña Odebrecht.

Cabe precisar que, según el ex representante de Odebrecht en el Perú, Jorge Barata, Yoshiyama y Bedoya recibieron para la campaña de Keiko un millón de dólares.

De otro lado, Kenji también habría sido esquivo y poco claro cuando se le consultó sobre sus afirmaciones en un keikovideo donde dice que los congresistas Lourdes Alcorta, Luis Galarreta y Úrsula Letona recibieron dinero de Odebrecht.

Sobre la supuesta repartija de obras que denunció que realiza Fuerza Popular a través de la Comisión de Presupuesto del Congreso, donde tienen mayoría, Kenji Fujimori tampoco dio más detalles y dijo que su acusación la basó en información periodística. Como si hubiera negociación/reconciliación en ciernes.

Caso Susana Villarán

La ex alcaldesa de Lima Susana Villarán acudió ayer a las 8 a.m. al Ministerio Público para presenciar el deslacrado de los bienes incautados durante el allanamiento en dos inmuebles ubicados en el distrito de Miraflores y en la playa Arica.

La diligencia se realizó en el marco de las investigaciones que lidera el fiscal Hamilton Castro por el presunto aporte de 3 millones de dólares realizados por las empresas Odebrecht y OAS a favor de la campaña por el “No a la Revocatoria”.

De acuerdo a la tesis de la Fiscalía, Villarán, como máxima autoridad edil, "habría hipotecado su voluntad" a cambio del financiamiento de su campaña contra la revocatoria a favor de estas dos empresas que tenían intereses directos y concretos con la entidad edil.

La ex alcaldesa dejó la Fiscalía minutos antes de las 9 p.m. A la par, en el Congreso fue interrogado su ex gerente municipal José Miguel Castro por la Comisión Lava Jato.

Castro aseguró que Barata le mintió a la Fiscalía cuando lo involucró con el presunto aporte a la campaña contra la revocatoria.

"Barata es un mentiroso contumaz. No especularé sobre las motivaciones que lo llevan a involucrarme", dijo ante el grupo parlamentario liderado por la fujimorista Rosa Bartra, que lo interrogó durante más de cinco horas.

Cabe recordar que Barata aseguró a la Fiscalía que Castro lo citó para pedirle que Odebrecht apoye económicamente la campaña por el No.

Kenji quiere reconciliarse con Keiko

El analista político Glatzer Tuesta consideró sumamente extraño el cambio de actitud de Kenji Fujimori y dijo que al parecer se ha dado cuenta de que no le conviene enfrentarse a Keiko.

"Parece que Kenji le está enseñando la bandera de la paz y hoy le ha demostrado que puede limpiarla o no decir nada de lo que sabría de Odebrecht. Kenji sabe que lo pueden desaforar y que Keiko lo puede hacer", dijo.

Tuesta sostuvo además que la propuesta de Kenji no necesariamente recibirá alguna señal de su hermana.

En los próximos días se sabrá cómo actuará Fuerza Popular frente al hijo menor del ex dictador Alberto Fujimori. "Esto recién empieza y veremos la respuesta de Keiko", dijo Tuesta.

Te puede interesar


CONTINÚA
LEYENDO