MUNDIAL QATAR 2022POLLA MUNDIALISTA
EN VIVO - Pedro Castillo: últimas noticias tras la orden de detención preliminar en su contra
Política

La República advirtió en el 2011 aportes fantasmas a la campaña de Keiko Fujimori

La Republica
Michael Machacuay

Jorge Barata reveló que Odebrecht aportó más de US$1 millón a la campaña de Keiko Fujimori en el 2011. En ese contexto, recordamos que este Diario cuestionó el sospechoso origen de los fondos de Fuerza 2011, a través de las "Fuji-rifas".

 

La sospecha sobre el origen del financiamiento de la campaña de Keiko Fujimori en el 2011 vuelve a renacer tras la declaración que Jorge Barata, ex representante de Odebrecht en el Perú, brindó a fiscales peruanos en Brasil.

El empresario afirmó, según pudo conocer La República, que en dicho proceso electoral aportaron US$1.2 millones para Fuerza 2011, a través de dos personajes claves: Jaime Yoshiyama y Augusto Bedoya Cámere.

PUEDES VER: Jorge Barata confirmó aportes a campaña del 2011 de Keiko Fujimori

Sobre la base de esta información es necesario remontarse a los comicios de hace siete años para comprender cómo se justificó entonces los millonarios ingresos para financiar las pretensiones electorales de la hija de Alberto Fujimori.

“Rifas” y “polladas”

En plena campaña, la candidata favorita encabezó eventos populares para recaudar fondos para sus actividades. Así, organizó “rifas” y “polladas”, entre otros eventos,  con el fin de conseguir incentivos económicos.

En enero del 2011, por ejemplo, Keiko Fujimori aseguró que por estas actividades logró recolectar S/2 millones. La República, a través de su Unidad de Investigación, comprobó que los fujimoristas apenas invirtieron 39 mil soles y "ganaron" un millón y medio. 

La sospecha sobre las “rifas” se acrecentaron cuando se descubrió que de 13 premios “sorteados”, solo se entregó uno a domicilio, y no fue la camioneta que inicialmente se ofreció. ¿Ganadores fantasmas?

El reporte a la ONPE

La agrupación de Fujimori reportó a la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) en dicho año que vendieron 160 mil 631 boletos a S/10 cada uno, representando un ingreso de S/1’606,310.

Si aplicamos el descuento a este ingreso con lo que la candidata invirtió (S/39,371, que incluye la compra del auto, impresión de talonarios e infraestructura del sorteo), más S/6,777 por 12 artefactos, en total se tiene un ingreso líquido de S/1’560,162. Es decir, que Fuerza Popular ganó un promedio de 33.8 soles por cada sol “invertido” en la rifa.

Fuerza 2011 reportó al órgano electoral que su principal fuente de financiamiento fueron las rifas. No obstante, también detallaron que realizaron cócteles y que de ello obtuvieron un ingreso de S/558,296.

Este Diario pudo conocer que el 87% de boletos de la rifa naranja fueron vendidos en Lima, pero tras el sorteo nadie reclamó lo que ganó, y muchos menos el vehículo. Fuentes del Ministerio del Interior sostuvieron entonces que se podría haber utilizado este concurso para ingresar fondos no declarados. 

El papel de Jaime Yoshiyama

Yoshiyama fue secretario general de Fuerza 2011, candidato a la vicepresidencia y hombre clave de los aportes que ingresó para Keiko Fujimori. De acuerdo a Barata, a través de él trasladó US$1,2 millones para el financiamiento de la campaña electoral.

Ante los cuestionamientos contra la ‘Fuji-rifa’, el Ministerio del Interior intervino y exigió al secretario naranja rendir cuentas por el evento. Este respondió posteriormente que solo se había entregado un microondas. 

Las críticas por la falta de transparencia en los ingresos de la rifa no cesaron. Así, en medio de las dudas que también dejó el financiamiento de la campaña fujimorista, en junio del 2011 se reportó un hecho curioso. 

Un grupo de delincuentes ingresó un día antes de las elecciones a la vivienda de Jaime Yoshiyama, ubicada en la calle Las Moreras, en La Molina, y se llevaron objetos de valor y las computadoras donde se almacenaba información de la campaña.

Lunes 16 de mayo del 2011

1

Martes 17 de mayo del 2011

2

Miércoles 18 de mayo del 2011

foto