Augusto Álvarez Rodrich.

Augusto Álvarez Rodrich.

Claro y directo
Economista de la U. del Pacífico –profesor desde 1986– y Máster de la Escuela de Gobierno John F. Kennedy, Harvard. En el oficio de periodista desde hace más de cuatro décadas, con varios despidos en la mochila tras dirigir y conducir programas en diarios, tv y radio. Dirige RTV, preside Ipys, le gusta el teatro, ante todo, hincha de Alianza Lima.

Más columnas

Augusto Álvarez Rodrich.

El error no es de la democracia04 Oct 2022 | 9:08 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Hoy marca tu choro o el mal menor, por Augusto Álvarez Rodrich02 Oct 2022 | 6:29 h

Augusto Álvarez Rodrich.

Lavadas más caras que las camisas, por Augusto Álvarez Rodrich01 Oct 2022 | 7:48 h

Todos los parientes del presidente

¿Cómo reaccionará Castillo a la desesperación por su drama?

Pedro Castillo aún no entiende cómo llegó a la presidencia, pero más difícil le debe ser el procesamiento en su fuero interno de la pesadilla que está viviendo y que tendrá un impacto en su forma de ejercer el poder derivado del mandato que le dio el pueblo.

Porque es evidente que las investigaciones, citaciones para dar testimonio y detenciones de integrantes de su círculo cercano de parientes, paisanos y militantes, para no hablar de los procesos que le siguen a él mismo, deben mellar sustantivamente su estado emocional, pero las intervenciones de ayer, especialmente la de su cuñada-hija putativa, debe ser un golpe emocional fuerte para Castillo.

PUEDES VER: Pedro Castillo: “Podrán tener medios, podrán tener dinero, pero no tendrán al pueblo”

Su reacción es la que él y su equipo de abogados y ministros que se desempeñan 24x7 como integrantes del equipo jurídico del presidente están ofreciendo: que los mandatarios previos ‘también’ robaban, pero no les decían nada porque hay una persecución política a Castillo por sus raíces andinas, la creencia –errada– de que es de izquierda, actitudes racistas y su vocación por gobernar para el pueblo.

La verdad, sin embargo, es que, por un lado, la fiscalía está actuando con energía y rigor frente a la evidencia de corrupción del presidente.

Y, por el otro lado, que Castillo se ha envuelto, como lo van evidenciando los testimonios que está obteniendo la fiscalía, en graves hechos de corrupción, incluyendo la designación y protección de personas que llegaron al sector público a robar; y en la aplicación de un operativo para obstruir la acción de la justicia usando, con impudicia, el poder de la presidencia de la república.

PUEDES VER: Rechazan levantar secreto de comunicaciones de Yenifer Paredes, hermanos Espino y alcalde de Anguía

Lo cual lleva al tema central de esta columna de hoy: ¿cómo usará Pedro Castillo su poder presidencial al sentirse acorralado, y con alguien tan cercana a él como su ‘cuñija’ Yenifer Paredes con orden de detención.

Alguien como él, sin convicción democrática, desconocimiento de la naturaleza del encargo que le dio la nación, desfachatez para marcar la línea entre el presupuesto público y su billetera, y rodeado de una manga de sobones, es capaz, en medio de su desesperación, de responder al margen de la constitución y el sentido común, lo cual acelerará su caída, aunque antes de estar mejor, el Perú se pondrá peor.