Jorge Bruce

Jorge Bruce

El factor humano
Jorge Bruce es un reconocido psicoanalista de la Pontificia Universidad Católica del Perú. Ha publicado varias columnas de opinión en diversos medios de comunicación. Es autor del libro "Nos habíamos choleado tanto. Psicoanálisis y racismo".

Más columnas

Jorge Bruce

La tentación de tirar la toalla26 Set 2022 | 8:26 h

Jorge Bruce

Ruido de fondo19 Set 2022 | 8:49 h

Jorge Bruce

Adictos al escándalo12 Set 2022 | 7:34 h

Jorge Bruce

Cuestionar la resiliencia, por Jorge Bruce05 Set 2022 | 5:25 h

Trastorno de estrés por los titulares

“Los poderes Ejecutivo y Legislativo en el Perú no cesan de abrumarnos y sus niveles de desaprobación lo reflejan. Sin embargo, es posible transmitir estas calamidades cotidianas, siempre y cuando se les acompañe de tres requisitos: esperanza, agencia y dignidad”.

Los psicoterapeutas nos hemos encontrado recomendando a nuestros pacientes que dosifiquen su consumo de noticias. El motivo es que, por tratarse en su gran mayoría de malas noticias, el resultado es dañino: ansiedad, frustración, rabia, impotencia, eventualmente depresión. Los propios terapeutas —por lo menos este servidor— estamos haciendo lo mismo.

Por mi parte comencé evitando todo lo posible las noticias peruanas, pero pronto me di cuenta que los medios extranjeros más prestigiosos, pese a transmitir con mejor calidad y veracidad, no estaban exentos del mismo sesgo: las malas noticias atraen mucho más que las buenas, que, por lo demás, no abundan en esta época.

Hace poco leí un artículo en The Washington Post que ahondó mi desconcierto. La experimentada periodista Amanda Ripley relataba que ella había dejado de ver o leer noticias hace… ¡seis años! Lo narraba con vergüenza y perplejidad. ¿Acaso no es parte del trabajo de un periodista estar al tanto de lo que sucede día a día? Pero luego descubrió que otras colegas —la mayoría mujeres— estaban haciendo lo mismo.

PUEDES VER: ONU pide poner fin a la violencia de género contra las mujeres periodistas

En un artículo de opinión en el medio en el que trabaja —I stopped reading the news. Is the problem me or the product? (Dejé de leer las noticias. ¿El problema soy yo o el producto?)— explica lo sucedido y plantea una interesante propuesta que me gustaría compartir con los lectores.

Al constatar que la avalancha indigerible de noticias sin salida producían lo que se está denominando “Trastorno de estrés por los titulares”, buscó alternativas. Encontró tres. No se pueden obviar noticias negativas. Los poderes Ejecutivo y Legislativo en el Perú no cesan de abrumarnos y sus niveles de desaprobación lo reflejan.

Sin embargo, es posible transmitir estas calamidades cotidianas, siempre y cuando se les acompañe de tres requisitos: esperanza, agencia y dignidad.

PUEDES VER: Aparece “pieza clave” en las obras que ganaron las empresas vinculadas a la cuñada de Pedro Castillo

La esperanza es como el agua: sin esta la supervivencia se hace imposible. La desesperanza, en cambio, nos sume en abismos de parálisis y patología psíquica y física. La agencia es la capacidad de hacer algo para modificar el estado de cosas. Nos permite salir de la parálisis o la evasión.

Finalmente, la dignidad, en el periodismo, significa tratar a quienes reciben las noticias como personas cuya vida y opinión son tomadas en cuenta. A veces esto significa cosas tan sencillas como escuchar a quienes piensan distinto que quien proporciona la información. Intentaré no olvidarlo en lo sucesivo.