Maritza Espinoza

Maritza Espinoza

Periodista por la UNMSM. Se inició en 1979 como reportera, luego editora de revistas, entrevistadora y columnista. En tv, conductora de reality show y, en radio, un programa de comentarios sobre tv. Ha publicado libro de autoayuda para parejas, y otro, para adolescentes. Videocolumna política y coconduce entrevistas (Entrometidas) en LaMula.pe.

Más columnas

Maritza Espinoza

Las dudas que me corroen, por Maritza Espinoza07 Dic 2022 | 6:46 h

Maritza Espinoza

Puntos más, puntos menos30 Nov 2022 | 8:19 h

Maritza Espinoza

El genio trucho23 Nov 2022 | 7:20 h

Maritza Espinoza

¿Bad Bunny o la economía?16 Nov 2022 | 7:44 h

Pedrito, el del lobo

“Castillo parece no darse cuenta de la imagen que proyecta y sigue recorriendo el país lanzando paparruchadas...”.

Pedro Castillo cumplirá, en unas semanas, un año de gobierno y lo hará con menos de 20% de aprobación (8% en Lima), según la última encuesta de IEP. Es decir, a estas alturas, apenas dos de cada diez peruanos miran con simpatía su gestión, lo que indica que, de ese 50% de ciudadanos que votaron por él en segunda vuelta, las tres quintas partes lo han abandonado.

“Claro -dirán sus hoy casi extintos defensores-, todos los anteriores presidentes han rozado alguna vez esa cifra”. Y es verdad. Pero eso no sucedía al principio, sino al término de sus mandatos, tras el desgaste inevitable de la gestión. Peor aún: si Castillo sigue la tendencia, pronto superará el récord del hoy prófugo Alejandro Toledo, quien llegó a 7% de aprobación meses antes de irse.

PUEDES VER: AAR: “Ya es momento de que, por el bien del país, se vaya Pedro Castillo”

Lo que, además, revela la encuesta es el motivo del descalabro presidencial: la ciudadanía lo percibe como una persona deshonesta (64%) y poco digna de confianza (73%) y juraría que esa percepción sube cada vez que Castillo abre la boca para asegurar que jamás le encontrarán indicios de corrupción, que las acusaciones en su contra son una conspiración política o que ningún presidente ha sido tan perseguido como él.

Nada como la incoherencia para que la gente detecte a un pillo redomado y el presidente no puede ser más incoherente cuando dice que se somete a cualquier investigación y luego manda a sus abogados a bloquear las pesquisas judiciales o huye con roche de una comisión investigadora del Congreso.

PUEDES VER: Pedro Castillo asegura que subida de productos de primera necesidad no es culpa de su Gobierno

En su clamorosa falta de autopercepción, Castillo parece no darse cuenta de la imagen que proyecta y sigue recorriendo el país lanzando paparruchadas que nadie cree y que debilitan más su alicaída imagen. Haría mejor en guardar silencio o en comenzar a hablar con la verdad.

Porque la corrupción, señor presidente, también es mentir, ocultar y encubrir. Y los peruanos no sabemos con certeza si usted ha robado (aunque sobren indicios), pero no tenemos la menor duda de que miente más que Pedrito, el del lobo.