Ángel Páez

Ángel Páez

La Tribu
Fundador y jefe de la Unidad de Investigación. Estudió en la UNMSM, ha culminado una Maestría en su especialidad y enseña Periodismo de Investigación en la UPC. Es integrante del Consorcio Internacional de Periodistas de Investigación (ICIJ, por sus siglas en inglés). Es corresponsal del diario argentino Clarín y de la revista mexicana Proceso.

Guerra maldita

“La misión en la vida de un periodista de investigación es descubrir qué verdades está ocultando el gobierno y divulgarlas”, afirma el reportero Craig Whitlock.

Coincidiendo con los 50 años del destape de “Los Papeles del Pentágono”, que publicó el reportero del diario The New York Times, Neil Sheehan, el periodista de The Washington Post, Craig Whitlock, lanzó “Los Papeles de Afganistán”. En el primer caso, se reveló que los presidentes Truman, Einsenhower, Kennedy y Johnson ocultaron deliberamente el fracaso estadounidense en la guerra contra el comunismo en Vietnam. En el segundo, se dejó en evidencia que los gobiernos de George W. Bush, Barack Obama y Donald Trump ocultaron el fiasco de la derrota en Afganistán, la guerra más prolongada y costosa que ha enfrentado Estados Unidos.

El libro de Craig Whitlock, que se sustenta en testimonios de militares y funcionarios que tuvieron directa participación en el conflicto, además de documentos secretos de la Casa Blanca y del Pentágono, se publicó pocos días después que las tropas estadounidenses huyeran de Kabul y los talibanes retomaran el control del país, el domingo 15 de agosto de 2021. Justamente, “Los Papeles de Afganistán: Historia secreta de la guerra”, que escribió Whitlock a partir de los reportajes que publicó durante más de cinco años en The Washington Post, advertía sobre el inevitable hundimiento de una guerra que la Casa Blanca vendió falsamente como victoriosa.

PUEDES VER: OTAN: Suecia y Finlandia solicitan formalmente adhesión, pese a las amenazas de Rusia

En efecto, cuando empezó la invasión de Afganistán como represalia por los ataques terroristas del 11 de septiembre de 2001, los altos mandos militares estadounidenses temían repetir la humillación que sufrieron los soviéticos, quienes, después de una invasión que duró una década, fueron expulsados por los muyahidines. Se quedaron cortos, la experiencia estadounidense fue mucho peor.

Craig Whitlock documenta que los inquilinos de la Casa Blanca y los jerarcas del Pentágono creyeron que derrotar a los talibanes y a sus socios de Al Qaeda sería una tarea fácil, y esa idea se fortaleció con los iniciales triunfos militares. Pero, en realidad, ni siquiera supieron diferenciar entre talibanes y miembros de Al Qaeda. “Estados Unidos se había lanzado a la guerra con una idea vaga de quién era el enemigo: un error garrafal del que nunca se recuperó”, escribe Whitlock. Eso fue el origen de todo. La ignoracia sobre los pueblos de Afganistán.

PUEDES VER: Ucraniano cuenta que rusos le dispararon en la cara y lo enterraron vivo junto con sus hermanos

No fue fácil obtener la información. El periodista tuvo que iniciar acciones legales para que le permitieran acceso a los testimonios de los oficiales que reportaron las razones del fracaso en Afganistán. Whitlock batalló duro, pero logró su propósito: “La misión en la vida de un periodista de investigación es descubrir qué verdades está ocultando el gobierno y divulgarlas”, afirma. Estados Unidos contó 2,455 militares muertos durante una guerra de dos décadas que nunca supo cómo terminar.