Editorial Editorial

Editorial

La República

Más columnas

Editorial Editorial

La masificación del gas24 Oct 2021 | 5:19 h

Editorial Editorial

El fin de las PASO23 Oct 2021 | 6:01 h

Editorial Editorial

Los 10 años del Midis22 Oct 2021 | 5:18 h

Editorial Editorial

Elecciones libres21 Oct 2021 | 8:20 h

Papelón cultural

Vamos a la FIL Guadalajara como invitados de honor, pero sin una representación clara de escritores.

En la feria más importante de habla hispana, la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, Perú, el invitado de honor, lleva una delegación de escritores que ha sido modificada sobre la marcha, con nueve escritores retirados, otros que voluntariamente están renunciando a integrar la comitiva y un grupo de nuevos inscritos, uno de ellos excandidato de Perú Libre al Parlamento Andino.

¿El autor de este zafarrancho? El propio ministro de Cultura, Ciro Gálvez, que encontró una relación de 58 escritores dejada por el exministro Alejandro Neyra, quien la elaboró durante el período de Francisco Sagasti. El nuevo titular no se mostró muy de acuerdo con la selección, porque indicó que en la lista no había suficientes escritores del interior del país y que faltaban voces propias como narradores orales y artesanos.

La nómina se abrió para ser adaptada a los nuevos tiempos y en el camino fueron dejando de lado a los escritores que ya habían formado parte de delegaciones similares desde el 2018, para dejar espacio a los nuevos invitados.

Con los primeros anuncios de quienes habían sido bajados de la lista: Carmen Mc Evoy, Karina Pacheco, Katya Adaui, Gabriela Wiener, Nelly Luna (quien en agosto ya había anunciado su voluntad de no asistir), Jorge Eslava, Renato Cisneros, Marcel Velásquez y Cromwell Jara; los escritores Alonso Cueto, Rafael Dumett, Mariana de Althaus y Micaela Chirif criticaron la valoración empleada para conformar la delegación y decidieron no participar. También anunciaron que voluntariamente dejaban de formar parte del grupo Gustavo Rodríguez, Joseph Zárate, Victoria Guerrero, Teresina Muñoz-Nájar y Juan Carlos Cortázar (el primero en mostrar su disconformidad); y, hace algunas horas, Santiago Roncagliolo.

El flamante invitado de Perú Libre es Rubén Darío Apaza, excandidato al Parlamento Andino. También se han integrado Washington Córdova Huamán, la poetisa cusqueña Eugenia Carlos Ríos y el escritor aimara Saturnino Callo Ticona. Se ha anunciado la inclusión de algunos traductores de lenguas amazónicas.

Así las cosas, hay muchas voces de protesta por este maltrato inmerecido a escritores a los que ya se había anunciado su participación y algunas sospechas válidas de, por ejemplo, las escritoras feministas desembarcadas, quienes consideran que la decisión gubernamental obedece a un desacuerdo con su enfoque. También, el dolor de cabeza adicional con el que se está cargando a los organizadores de la FIL, que hace dos meses tenían una relación de participantes y un rol establecido de actividades para ellos. Se requiere más tacto y menos ideología en el Mincul.