Roberto Ochoa

Roberto Ochoa

La Tribu

Más columnas

Roberto Ochoa

Chankillo y el tiempo fortificado02 Ago 2021 | 17:47 h

Roberto Ochoa

Presente griego24 Jul 2021 | 7:13 h

Roberto Ochoa

El Sol de Echenique: La historia de su retorno07 Jul 2021 | 5:59 h

¿Jehová is my shepherd?

“Para esta segunda vuelta falta saber las razones de la magra victoria del lapicito en Junín, supuesto bastiòn regional de Cerrón”.

1. La organización y la indiferencia ciudadana garantizaban unas insípidas celebraciones por el Bicentenario. El 2021 parecía un año para el olvido y más aburrido que debate de Hernando de Soto versus Chacho Barrenechea... pero ya no sé qué más nos puede deparar. Pido chepa. Aún no llegamos a mitad de año y ya quiero celebrar el Año Nuevo 2026.

2. Los resultados de la primera vuelta no solo fueron una desilusión por tan malos finalistas, sino que también me hicieron conspiranoico: sospeché que Pedro Castillo era un rival demasiado fácil para la Señora K. Recordé que el 2017 Castillo organizó un contundente paro magisterial que no solo puso en aprietos al Gobierno de PPK, también desestabilizó a la dirigencia de Patria Roja entronizada en el Sutep... y todo con el apoyo de la bancada fujimorista. Por si fuera poco, la Señora K contó con el apoyo de nuestro Premio Nobel de Literatura, quien aportó esa cuota de decencia y prestigio internacional que tanta falta le hacía a la candidata de Fuerza Popular. Pero ni así pudo con el candidato del lapicito. Solo espero que esta sea la despedida política de la Señora K y que el Perú quede definitivamente liberado del clan Fujimori. De paso, la derecha debe librarse de personajes como López Aliaga y de Soto; Luis Carranza puede ser la sorpresa para el 2026... pero no dejes que te asesore Chibolín, trae mala suerte.

3. Queda por analizar el contundente triunfo de Pedro Castillo sobre Verónika en Cusco y sobre Lescano en Puno. Hasta ahora exijo una explicación.

4. Para esta segunda vuelta falta saber las razones de la magra victoria del lapicito en Junín , supuesto bastión regional de Vladimir Cerrón. ¿Perdió peso político? ¿O FP hizo una buena campaña en el Valle del Mantaro?

5. Debo reconocer que hasta ahora no se me borra el cuadro titulado “Jehová es my shepherd” que decoraba el último desayuno electoral de la familia de Pedro Castillo. ¿De verdad Jehová es su pastor? ¿Y en inglés? Cómo han cambiado los comunistas.